Atrapado por el blues de Memphis
Si no te gustan estos colores, recarga la página; gracias.
66 – Psycho


Escrito originalmente por Carrascus, el domingo 11 junio 2006 a las 15:18

A mediados de los 50, al propietario de un cine de New Jersey se le ocurrió la idea de intercalar mensajes ocultos en la proyección de la película “Picnic”, que actualmente tenía en cartel. Para ello contaba con un aparatito que era capaz de meter cada 5 segundos un flash que duraba una tresmilésima de segundo y cuya intención era crear de forma subliminal en los espectadores la necesidad de comer palomitas y beber cocacola. La cosa parece que funcionó porque las ventas de las dos cosas se incrementaron notablemente.

La idea era fascinante para los anunciantes y empresarios, pero preocupó mucho a todos los que pensaron que ésto de los mensajes subliminales era una forma de forzar a la gente a hacer cosas en contra de sus deseos. Pero siguieron usándose de forma más o menos esporádica hasta que en los primeros 70 se estableció una ley que prohibía usarlos porque no era un sistema que respetase mucho la ética. Venció la postura de los que pensaban que no era bueno hacer que la gente comprase algo por razones subconscientes.

Pero aunque prohibiesen hacerlo con fines publicitarios sí que continuaron algunos jugando con tu inconsciente por razones artísticas. El ejemplo más conocido lo encontramos en “Psicosis”, la película de Alfred Hitchcock, en la que podemos encontrar un montaje oculto para aterrorizarte de forma subliminal. Está al final de la película, cuando Norman Bates está diciendo que él no levantaría la mano ni para matar a una mosca, y si lo viésemos fotograma a fotograma, justo antes de que saquen el coche del pantano, se superponen imágenes de la cara momificada de la madre de Norman sobre el rostro sonriente de éste. Es un efecto fantástico. Y la tasa de matricidio no subió después de aquello.



Y la música no fue ajena a este tipo de experiencias. En la segunda mitad de los años 60 comenzaron a progresar muy rápidamente los equipos de grabación. Los Beatles, Phil Spector o los Beach Boys eran algunos de los artistas más populares que comenzaron a experimentar con las grabaciones y los equipos, intentando encontrar nuevos sonidos que pudiesen aportarle a su música algo que nunca antes se hubiese escuchado. Los Beatles, por ejemplo, intentaron cosas como poner cintas marcha atrás, grabar cosas marcha atrás y luego reproducirlas hacia delante, cortar la cinta en varios trozos y luego volverlos a pegar de forma aleatoria… cualquier cosa que se les ocurriese en el estudio de grabación era válida. En realidad nadie se tomaba en serio nada de lo que hacían, pero su público pensaba que algo estaba ocurriendo y fantaseaba sobre lo que podrían oír en el disco final.

Todo esto llevó a la gente a hacer cosas tales como escuchar los discos marcha atrás (lo que a veces era más fácil decir que hacer), o a subir el volumen demasiado a ver si podía oír algo por debajo de las canciones. Y muchos incluso se convencieron de que algo había, y así nacieron algunas historias apócrifas que se han mantenido durante años, como por ejemplo que si oyes “I am the walrus” marcha atrás oirás versos de “El Rey Lear”; o la frase que canta Lennon, “cranberry sauce”, al revés suena como “I buried Paul”, con lo que comenzó la leyenda urbana sobre la muerte de Paul que tantas pistas parecía tener en todos los discos y canciones posteriores para alimentarla.

Y los músicos (que en el fondo son unos cachondos) no tardaron demasiado en comenzar a meter frases de verdad que solo podían oírse poniendo el disco marcha atrás. Pero no de forma subliminal, sino que si tu pones marcha atrás el “Empty spaces”, una canción de Pink Floyd del disco “The Wall”, al minuto y pico puedes oír claramente una voz que te dice: “Enhorabuena, acabas de descubrir el mensaje secreto”, y una referencia sobre Syd Barret para que le envíes a él la respuesta. O la Electric Light Orchestra, que en su canción “Fire on High”, si la pones marcha atrás, también puedes oír con claridad que te dicen: “La música es reversible, pero el tiempo… (nota de violín)… no!”. O el loco de Weird Al Yankovic, al que puedes oír como te dice si pones marcha atrás su canción “I remember Larry”: “Wow… tienes demasiado tiempo libre, tío”. Y los B-52’s, que incluyeron en su “Detour through your mind” el siguiente mensaje: “He enterrado a mi periquito en la parte de atrás del jardín… No, no… estás oyendo el disco al revés. Vigila lo que haces, capullo, que te vas a cargar la aguja…!” Y así…


Toda esta diversión tomó un cariz siniestro cuando los líderes religiosos comenzaron a pensar que la música rock, en todas sus formas, era un instrumento de corrupción. Todos ellos estaban convencidos de que los mensajes eran colocados por músicos “satánicos” para corromper a los jóvenes sin que se diesen cuenta. Y comenzaron a gastar una enorme cantidad de dinero y de tiempo intentando encontrar mensajes ocultos en los surcos de los discos, ya fuese poniéndolos marcha atrás o (más difícil todavía) bajo la música. Y claro… encontraron tanto los que estaban allí, como los que estaban solo en sus retorcidas mentes. Y durante los años 80 y 90 la religión libró contra el rock una dura batalla a cuenta de todos estos (supuestos) mensajes subliminales

Se hicieron experimentos incluso con “grupos de control”, que eran personas a las que se hacía escuchar la música en cuestión para ver si los mensajes subliminales les causaban poco, mucho o ningún efecto. Y aunque se demostró que los mensajes no motivaban en realidad a nadie a hacer nada, el daño ya estaba hecho y los rumores y leyendas urbanas se extendieron tanto que incluso hicieron mucho daño en muchas mentes, tanto inocentes como culpables…

Se mascaba la tragedia… y ésta ocurrió en 1.990. Pero esa es otra historia, que dejaremos para el siguiente post.

Ya lo dijo Einstein: “La imaginación es más importante que el conocimiento”… Queremos ver y nos gustaría creer… pero no podemos olvidar que todo esto solo es diversión.

Comentarios

1. El domingo 11 junio 2006 a las 18:26, por Vinué :: sitio

A nosotros, las marujas viejas del mercao del Altozano nos contaron una vez que si leías el blog de Carmona y Caballero al revés, haciendo el pino mirando a la pantalla, invocabas a un ancestral espíritu africano, te aparecía por detrás un peaso de nigga con su fistro en ristre y te dejaba el caca hecho pepsicola. Ortomáticamente, te convertías en gáyer. Nunca lo probamos, pero es lo que contaban… Yo, por si acaso…

2. El domingo 11 junio 2006 a las 21:52, por carrascus

Esa historia tiene pinta de apócrifa, Vinué, porque falla por el lado de estar haciéndo el pino. El nigga y tú tendríais que adoptar una postura más rara que el que se tomaba el consomé con los huevos dentro.

3. El lunes 12 junio 2006 a las 00:05, por JuanMa Replicante :: sitio

Puea a mi todas estas historias de discos paranormales me dan mucho miedo. El otro día escuxhé en una emisora la canción de Oliver y Benji al revés y se oía perfectamente “viva Hitler”.
Porfa Carrascus, no escribas más de estas cosas que soy muy aprensivo.

4. El lunes 12 junio 2006 a las 06:49, por carrascus

No te preocupes JuanMa, si es todo mentira, hombre. Si el hombre del saco no existe, y Hitler se murió hace ya mucho tiempo… bueno, aunque hay quien dice que vive al lado de Elvis en algún sitio desconocido… no apagues la luz al acostarte, por si acaso.

5. El lunes 12 junio 2006 a las 12:48, por JL Ambrosio

Pues fue hasta una suerte que, cuando yo tenía edad para creerme esas cosas, lo que hubiera en mi casa fuese un radiocassette y un picú, porque poner las cintas al revés no es lo mismo. Alguna que otra vez el capstan del cassette (el rodillo ese de goma negro) le pegaba un pellizco a la cinta y le daba la vuelta, pero lo que se podía escuchar en aquellas ocasiones no era la voz del diablo exactamente. Salvo que fuese la voz del diablo intentando echar alguna maldición con la boca llena de tortilla de patatas.

6. El lunes 12 junio 2006 a las 15:39, por Sérilan

Pués yo en vez de andar escuchando canciones para atrás e intentando descifrar la sorpresa que puedo encontrarnme o más bien la chorradita de turno, prefiero empezar a caminar hacia atrás en el tiempo (en sentido figurado que no reál porque puedo darme una buen porrazo) para ver si de esta manera consigo ir restandome años que lo veo como más práctico.

Si alguien tiene experiencia en esto por favor que me ilustre, me sería de mucha ayuda

7. El lunes 12 junio 2006 a las 17:42, por Microalgo

Querida Sérilan: ¿Y volver a pasar todo lo que hemos pasado cada uno… otra vez? No, muchas gracias. Cualquier tiempo pasado fue mejor y fue presente (eso dice Félix J. Palma), y cuando era presente no era mejor que antes. Prefiero apretar el culillo y tirar para adelante. Calvo para siempre.

Respecto al susto que dan los asuntos paranormales en los discos… mucho más miedo (pavor) me da cualquier yankee descerebrado con un taco de billar en la mano (véase el post de Aquarius, que voy a copiar en papiro con amor de amanuense y a enmarcarlo en cuanto tenga un rato) que todos los fantasmas del mundo juntos cantando a ocho voces “La-la-lá” con arreglos del Príncipe Carlo Gesualdo. Ni punto de comparación.

Magníficos, los últimos posts. Aunque no comente no dejo de leerlos.

8. El lunes 12 junio 2006 a las 19:14, por Sérilan

Hombre Microalgo..visto así..

Tiene razón..pero eso de volver a pasarlo todo otra vez ni hablar, eso sí que no quiero yo, no creo que me queden fuerzas.
Si yo lo decía para poder cambiar todas las cosas que me ha tocado vivir y que no me gustan. Precisamente intentar volver a comerme el mundo de nuevo pero esta vez con conocimiento de causa.

Vamos no me diga usted que no sería guay!!!

9. El lunes 12 junio 2006 a las 19:15, por Sérilan

Oiga Carracus el titulo del pos esta al revés no..??

10. El lunes 12 junio 2006 a las 20:17, por JuanMa Replicante :: sitio

Estoy con Sérilan. Si se pudiera volver atrás con la experiencia que tenemos ahora… desgraciadamente no podemos y “tenemos que apretar el culillo y seguir palante” como bien dice el amigo Microalgo.
Oiga Sérilan ¿que quiere usted decir con que el título del post está al revés? ¿debería llamarse Pozí?

11. El lunes 12 junio 2006 a las 20:40, por Sérilan

Pos claro….

12. El lunes 12 junio 2006 a las 20:49, por JuanMa Replicante :: sitio

Po zi, lo del jorobado de Barbate también tenía algo de paranormal.
Por cierto y ya que hablamos de fenomenos paranormales y sonidos subliminales, etc. recuerdo que cuando era un chavalito y ponía mis discos de Kiss a todo volumen mi madre creía escuchar animales pues a menudo me gritaba que aflojase esa perrera y yo no lo entendía, pero ahora caigo, eran sonidos subliminales… “I was made for looovin’ you beibeeee!!!”

13. El lunes 12 junio 2006 a las 23:09, por carrascus

Ayyyyy…. Sérilan. No, no está al revés, pero la verdad es que debería haberlo estado… se me van las mejores. A este post le hubiese venido de maravilla un título al revés o enmascarado de alguna forma. En fin… otra vez será.

Sobre su pregunta, de todas formas, el título del post hace alusión a la película que se nombra en él, “Psicosis”, cuyo título original en inglés es el del post. Lo puse porque también sienta bien al estado de psicosis de los que buscan esta clase de mensajes ocultos.

D. Microalgo… sus comentarios tan agradables como siempre. Gracias. Espero mantener el nivel. Y guarde una ración de miedo para el siguiente post, que reflejará un ejemplo de donde puede llevar todo ésto de los mensajes subliminales.

14. El lunes 12 junio 2006 a las 23:59, por Sérilan

Jajajajajajaja….Esta vez lo sabía amigo Carrascus, lo del titulo en “inglisss”..pero se agradece la aclaración

Lo dige para ver si lo pillaba y fué así

15. El martes 13 junio 2006 a las 02:31, por Vidal

Mi madre, Juanma, me dejó por imposible el día que entró en mi cuarto y yo estaba escuchando el (recién comprado) “Systemisch” de Oval:

Mi madre: “Niño, ¿ese disco no está roto, o le pasa algo?”
Yo: “No, madre. Es así”
Mi madre: “Ah, es que parecía roto. Qué cosas más raras escuchas”

…me pregunto que pasaría si lo pusiera al revés. Um. Voy a hacer el experimento…

16. El martes 13 junio 2006 a las 02:34, por Vidal

…pues no ha pasado nada. en fin.

17. El martes 13 junio 2006 a las 06:58, por carrascus

Hablando de discos rotos. Yo tengo uno de Lee Ranaldo (ya sabeis el de Sonic Youth) en plan experimentalista hardcore, que es de vinilo transparente y que no tiene los surcos de forma normal. A ver si puedo explicároslo. Lo normal es un surco en espiral totalmente redondito y paralelo. Pues el surco de éste, es en espiral, obviamente, pero parece la carretera de Ronda a San Pedro, todo lleno de giros imposibles, de cambios bruscos de dirección… no sé si me entendeis. Como el surco es tan raro, aunque el disco es tamaño LP, la pieza que tiene en cada cara en realidad es corta, pero es imposible saberlo exactamente porque nunca suena igual, sino que con la fuerza centrífuga del disco al girar, la aguja cada vez salta sobre él de una manera diferente, o se estanca en un mismo trozo durante un rato… o se te jode, que es lo que yo me temo con tanto salto y por eso solo uso el disco para enseñárselo a los amiguetes.

Si lo pusiese a girar al revés a lo mejor me llevaba una sorpresa…

18. El martes 13 junio 2006 a las 07:10, por carrascus

Una cosa más… por curiosidad. Tanto ayer como hoy, al abrir el Replicante a esta hora, la frasecita que aparece arriba a la izquierda decía que había 2 internautas conectados… ¿Está chungo el contador, o realmente a esta hora tan intempestiva hay otra persona conectada…?

Si es así… ¿sería mucho pedir que tal loco/a se identificase…? Jejejeje…

19. El martes 13 junio 2006 a las 11:35, por velia

¡Qué bueno!de ahí viene lo del programa ese tan horrible de m-80, se dedican a sacar supuestas frases ocultas en castellano de canciones en otros idiomas y la verdad es que algunas tienen tela de gracia.Por cierto que la publicidad sigue disparando al subconsciente de manera subliminal o no.
Estoy con Enstein (por la cuenta que me trae).
Besos.

20. El martes 13 junio 2006 a las 13:56, por carrascus

Jejeje… eso que hacen ahora en M80 es algo que solíamos hacer cuando muy jovencitos… si escuchais la canción “Boys” de los Beatles y poneis atención podreis oir perfectamente a Ringo Starr repitiendo “que me toquen la polla…”

En inglés tienen toda una cultura basada en esto de las equivocaciones a la hora de escuchar las canciones, con bibliografía y todo, y hay cosas divertidísimas. A mí una de las equivocaciones que más me gustan es a la vez una de las más clásicas. Cuando Jimi Hendrix canta eso de “Excuse me, while I kiss the sky” (Perdoname, mientras beso el cielo) muchos entienden “Excuse me, while I kiss this guy” (Perdóname, mientras beso al nota éste)… o “Excuse me, while I kick this guy” (Perdóname, mientras le doy una patá al nota éste)… y así.

21. El martes 13 junio 2006 a las 15:54, por EuLaliA

Yo de siempre he oido decir que Led Zeppelin eran unos satanistas de esos que habian hecho un pacto con el diablo para llegar a estrellas y que incluso su cancion mas conocida, “Escalera al cielo”, estaba llena de significados ocultos y de mensajes esxcondidos si la ponias marcha atras y todo eso. ¿Nos cuentas algo Carrascus?

22. El martes 13 junio 2006 a las 20:44, por carrascus

Uuufff… Lali. Menudo berenjenal… hasta da pereza contarlo. Es cierto, sí, de los Zeppelines siempre se ha dicho que hicieron un pacto con el Diablo, y de ahí su ascenso tan meteórico (sus 6 primeros LP’s a la vez en las listas de éxitos, por ejemplo) como el de ningún otro grupo.

Yo prefiero pensar que el éxito fue debido a la unión de dos músicos profesionales, ampliamente curtidos en los estudios de grabación como sesioneros (Jimmy Page y John Paul Jones), con dos desconocidos que aportaban energía cruda y pura y el entusiasmo de la juventud (Robert Plant y John Bonham).

Desde luego, el comportamiento de los tíos fuera del escenario era un adecuado marco para las leyendas apócrifas. También la mala suerte que les acompañó durante una larga temporada (el pago exigido por La Bestia?) con casas quemadas, accidentes, hijos muertos, el fallecimiento de Bonham… Una maldición en toda regla parecía perseguirles.

Lo que sí es cierto también es que Jimmy Page era muy aficionado al ocultismo y al satanismo. Tenía una amplísima biblioteca sobre el tema e incluso él mismo reeditó algunas de las obras del famoso satanista Aleister Crowley, del que ya había adquirido algunos manuscritos a precios desorbitantes en Sotheby’s; e incluso compró también su mansión a orillas del Lago Ness (mansión encantada, of course). Lo cierto es que Page siempre mantuvo esta parte de su vida privada de forma bastante discreta, pero llegó a convertirse en un serio experto en estos temas e incluso en practicante de las artes mágicas.

Lo que ya sí sería muy prolijo de ponerse a explicar, y me perdonarás que no lo haga (aunque si tienes muchos deseos puedes insistir, que creo que te lo debo después de tus defensas, jejeje) es todo lo que se dijo sobre los mensajes ocultos en sus canciones o en los símbolos de su disco más famoso, el “IV”.

Venga… espero haberte servido de ayuda. Besos.

23. El martes 13 junio 2006 a las 23:04, por JuanMa Replicante :: sitio

Lo tuyo si que no tiene arreglo Vidal… :)
A los Zeppelines no solo les perseguía lo oscuro, también algo tan claro como el vodka. Bonham murió tras tomarse 40 (cuarenta) “destornilladores” (vodka con naranja, pa rebajarlo un poquito)

24. El miércoles 14 junio 2006 a las 00:04, por carrascus

Las maldiciones toman caminos inesperados para cumplirse, querido Juanma… Una usted a un tío desocupado que se pasa el día tomando vodkas, una noche de sueño en la nueva mansión del brujo Jimmy Page (comprada a Michael Caine, por cierto), alguien que jura que esa noche ha visto salir humo negro de la casa, alguien que perjura que ha oído a Page invocar en lenguas extrañas… y ya tiene usted una leyenda.

Aunque el juez diga que ha sido muerte accidental debido a la ingesta de 40 medidas de vodka… ¿A quien le importa la verdad, si la fantasía es más atractiva…?

25. El miércoles 14 junio 2006 a las 01:01, por Vidal

Carrascus! Ya que habla de vinilos estropiciaos y raros, péguese un post de Christian Marclay, ¿no?

26. El miércoles 14 junio 2006 a las 06:50, por carrascus

OK, D. Vidal, se intentará… cualquier tipo que tenga tan buen gusto como para colaborar con John Zorn merece un sitio en este rinconcito. Aunque se gane la vida cometiendo el sacrilegio de romper discos… aunque, bien mirado, seguramente serán discos que es mejor que estén rotos…

27. El miércoles 14 junio 2006 a las 20:38, por JuanMa Replicante :: sitio

Pues yo con 40 vodkas hablo arameo y atravieso hasta las paredes!!!