Atrapado por el blues de Memphis
Si no te gustan estos colores, recarga la página; gracias.
AVE MARÍA PURÍSIMA…
Carrascus

Era el 30 de octubre de 1968. Y era en Utica, una pequeña comunidad compuesta en su mayoría por familias de granjeros que estaba solamente a treinta kilómetros al norte de Detroit. Todo estaba preparado para el anual baile de Halloween.

Tendría lugar en el colegio St. Lawrence, un lugar pequeñito, de apenas 300 estudiantes, donde imperaba la costumbre de que los chavales del último curso, que ya iban a dejar el colegio tras su finalización, organizasen actividades tales como lavados masivos de coches de los vecinos, ventas de tartas caseras, con las que recaudar fondos para la parroquia local, cuyas hermanitas en Cristo eran las encargadas de impartir educación al alumnado..

Pero algunos estudiantes del último curso de este año eran bastante más rockerillos y querían aprovechar el baile de Halloween para esta recaudación. En aquel tiempo, en las áreas urbanas más cercanas a este pueblo solía haber al menos diez o doce grupos de garaje que tocaban en clubs juveniles, fiestas y bailes… pero nuestros amigos quisieron picar más alto: decidieron contratar a una banda que acababa de firmar con el sello Elektra y aunque ya comenzaba a hacerse famosa, pero aún no lo era tanto como para que pidiesen mucho dinero por sus conciertos… los MC5.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Ramblin’ Rose”

Llegaron a un acuerdo por 300 dólares con el manager del grupo, el posteriormente célebre John Sinclair… seguramente todos recordaréis lo que ocurrió con él diez años más tarde; aquello que John Lennon inmortalizó en su canción sobre él, que contenía aquel verso de “they gave him ten for two”, refiriéndose a que le echaron diez años de cárcel por dos porros…

Otra cosa que atraía a los estudiantes con esto era el sentimiento de que estaban engañando a las monjitas dominicas que ejercían de profesoras de la escuela bajo la atenta mirada pastoral del monseñor que tenían como superior.

Y así se formó el comité para promocionar el concierto en el baile. Los elegidos para ello inundaron los pueblos cercanos con flyers y posters caseros… Rochester, Troy, Clawson, para invitar a los universitarios que las poblaban, y Center Line, Warren, Hamtrarnick, para que también acudiesen los más paletillos…

En realidad ninguno de los organizadores esperaba una gran cosa, si acaso divertirse y cubrir gastos, o incluso ganar un poco de dinero con el que justificarse ante las monjitas. Imagínate entonces su sorpresa cuando la tarde del día del concierto empezaron a llegar coches y más coches, hasta llenar por completo el parking y formarse una cola ante la taquilla de más de cien personas. Y todavía seguían llegando coches, así que a 3 dólares con cincuenta la entrada, en poco tiempo tenían ya más de 900, en billetes pequeños, en la caja de puros que habían improvisado para ir guardando la recaudación. Y como no habían previsto ninguna clase de seguridad tuvieron que acudir a las monjas, para que se guardasen los billetes entre sus sagrados hábitos, para mantenerlos a salvo de los que tuviesen las manos demasiado largas.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Rocket reducer nº 62”

Mientras solucionaban estos pequeños problemas de intendencia, nuestros amigos se encontraron con que algunas crisis más se estaban desarrollando en los vestuarios, arreglados para que fuesen los camerinos de la banda. Los músicos se habían traído con ellos a sus novias y a todo un surtido de hippies y tipos raros, ante los que no se cortaban a la hora de desnudarse y cambiarse de ropa para actuar… y además para complicarlo todo estaba también el extraño olorcillo de ese humo que emanaba del interior… la verdad es que Sor María y Sor Josefina no estaban nada contentas con ese comportamiento…

Así que nuestros amigos tuvieron que pedirles educadamente a todas las mujeres que había en el interior de los camerinos que saliesen de él mientras los hombres se cambiaban, cosa que hicieron, pero no sin antes haberse partido el culo de risa. También se las apañaron bien los chavales para explicarles a las mosqueadas monjitas que todo aquel oloroso humo era porque los músicos tenían la costumbre de quemar incienso antes de sus conciertos para crear una “atmósfera apropiada”. Las cándidas monjas se lo creyeron y así pudo evitarse la crisis… era el momento de centrar toda la atención en el concierto, que ya estaba próximo.

Porque, como buenos degustadores de discos de rock, todos nuestros amigos sabían que el plato fuerte de los MC5 era su canción “Kick out the jams”, la cual comenzaba su letra con aquello de “kick out the jams motherfuckers!!”… algo de difícil traducción, pero que podría ser más o menos “vamos a por todas hijoputas!!”… una frase muy poco apropiada para emplearla en aquella escuela religiosa. Por eso hablaron con el cantante, Rob Tyner, para que se autocensurase un poco y, al contrario que solía hacer en todos los conciertos, no cantase la letra tal cual, sino tal como la grabaron en la versión del single, sustituyendo el “motherfuckers” por un más moderado “brothers and sisters”. Sin embargo, no se habían puesto de acuerdo con él cuando ya llegó la hora de empezar.

Así que allá estaban los organizadores, entre los demás espectadores, junto a tres o cuatro de las monjas, esperando a que los MC5 causaran su expulsión y su desgracia, y que los convirtiesen para siempre en leyendas a ojos de sus compañeros de escuela, cuando Rob avanzó ferozmente hacia el micro, lo cogió y gritó… “Kick out the jams… mother superior!!”.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Kick out the jams”

Después de todo, la fiesta terminó muy bien, y los beneficios para las monjitas fueron de 2.500 dólares… muchísimo más que los 175 que habían recaudado los catetillos del año anterior con sus tartas.

Y seguramente os interesará a todos saber que las dos noches siguientes a que ocurriese esto que os he contado, los MC5 las emplearon en tocar en el Grandee Ballroom de Detroit, grabando sus canciones para después seleccionarlas y editarlas tal como las habéis escuchado en este post, formando parte de su mítico primer disco. Y el resto, como suelo decir, es historia sobradamente conocida.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Come together”

Categorías: Simple twist of fate -

19 Comments

  • El dia 11.07.2011, losmierdas dijo:

    tengo una bastante buena de la relación entre las monjas y el rock… sucedió en el Colegio Mayor La Luz, una residencia femenina regentada por una congregación de monjas que está en el centro de Sevilla, en la calle Cervantes, a donde no se por que vericuetos y en el seno de las actividades culturales del curso (allá a mediados de los setenta), invitaron a tocar a una banda de rock progresivo con la que entonces yo me juntaba y a la que después me incorporé como bajista durante unos meses..

    allí que nos presentamos to la plebe, músicos y acompañantes, a ver si mojábamos en aquella casa llena de chicas estupendas… yo iba en calidad de video-artista-de-aquella-manera, para encargarme de las proyecciones sobre el fondo de escena mientras los musicos se enrrollaban en interminables desarrollos instrumentales (la banda se llamaba “Profundo en si mismo” no digo mas, juajua)…

    la tocata se organizó en el salón de actos, que contaba con una estupenda cabina de proyecciones, y arriba que me fuí en compañía de tres o cuatro fumetas que allí nos hicimos fuertes, cargado con mis herramientas de trabajo… una gran caja de lápices de cera y una pequeña bandeja de plástico… mi arte consistía en meter la bandeja con varios lápices de cera en el interior de un proyector de imágenes opacas del equipamiento de la cabina, para que el calor del mismo derritiera los lápices y los colores se mezclaran bajo el foco, proyectando en la pantalla el resultado del potingue tal y como se iba entreverando… el consiguiente desmadre en la cabina, donde teníamos formado un pitote del copón (nunca mejor dicho), acabó descontrolando el invento y la cera empezó a esparramarse…

    las monjas escrudiñaban a unos (los músicos) y a otros (el artista gráfico y cía) sin acabar de comprender muy bien lo que les había entrado por las puertas, pero sin atreverse a intervenir… las niñas se lo estaban pasando del carajo y nosotros otro tanto… lo cierto es que la cabina de proyecciones acabó de cera derretida hasta el culo, incluyendo el interior del proyector, echaíto a perder con la pringue de colores que se le quedó pegada en el interior… salimos de allí por piés entre aplausos del respetable y todavía las monjas nos están buscando

    • El dia 11.07.2011, carrascus dijo:

      Coño, amigo Losmi… no tenía ni idea de que usted hubiese formado parte de los Profundo en sí mismo. Aunque no lo crea, yo sabía de ustedes, aunque no recuerdo si alguna vez llegué a escucharles.

      De todas formas, aunque Luis Clemente no les mencione en la historia del rock sevillano que escribió, sí que lo hizo el Ambrosio en la otra historia anterior que se editó, la del “Rock Bético”… y aparecían hasta en mayúscula y todo, jejeje. Le copio aquí el párrafo del libro en el que se les mencionaba, por si acaso usted no lo tuviese en casa (cosa que me extrañaría):

      Pero entremos con los conjuntos. Junto a músicos de rock transplantados a orquestas -o viceversa- como los Keys, Ajedrez o Los Lentos, de dilatado circuito y longevidad, se encontraban los jóvenes que apenas pisaron escenarios y que incluían adornos de lo más diversos al rock más sencillo: JRAF, PROFUNDO EN SI MISMO, DRACMA, CASA MANOLO ULTRAMARINOS y un largo etcétera de grupos (exterminados por la mili o las letras de los amplis) enmarañaban esta ciudad hace unos diez años.

      A lo de “hace unos diez años” hay que sumarles algunos más, porque este libro ya es veterano de guerra también.

      Y no solo apareció su nombre ahí, sino también en el Vibraciones nº 25 (de octubre de 1976). En la carta que me publicaron en la revista reivindicando nuestro rock con respecto al roc catalá, de la que se puede ver aquí el extracto que Luis Clemente recogía en su libro, les mencionaba también. Después de este trozo que se ve, en la carta, que publicaron entera, seguía yo diciendo que aquí en Sevilla había gente que se merecía que se hablase más de ella… y adjuntaba una pequeña lista: Julio Matito, Lole y Manuel, Gualberto, Triana, Storm, Goma, Blizzard, Reflejos, Yack, Profundo en sí mismo, Tartessos, Mane, Mangarras, Manolito, Silvio… y terminaba con una pregunta que ahora me parece bastante ilusa: “¿Van a ser ellos menos que los catalanes en opinión de Vibraciones? Espero que no”… aunque fue que sí, claro…

      • El dia 12.07.2011, losmierdas dijo:

        me he quedado verdaderamente sorprendido! ni la mas remota idea que Profundo en si mismo figure en ningún listado de bandas sevillanas, dado el discreto paso por la música de una pandilla de antiguos alumnos de Portaceli, de los que por mas que lo intento, no consigo acordarme de sus nombres…

        eran tres, dos guitarras y un piano y un servidor los conoció a través de amigos comunes y durante unos meses estuve ensayando con ellos, un repertorio propio compuesto por el pianista, que no lo hacía mal y tenía buenas ideas… el guitarra solista (creo que se llama Carlos) era un fanático de Frank Zappa y no perdía ocasión de demostrarlo… creo que aquello ocurrió en el curso 74-75 y aquello no salió adelante porque nadie estaba dispuesto a dar el gran paso de dejar de estudiar y embarcarse de lleno en la música, las letras de los amplis como bien apunta Ambrosio y enfrentarse a la familia… solo recuerdo la actuación en el C.M. La Luz y el resto, tardes de ensayo en casa del pianista… perdí el contacto con ellos y no los he vuelto a ver… una historia repetida cientos de veces, ya que entonces existían muchos grupos de aficionados con muchísimo impulso de arranque y que a las primeras dificultades, se quedaban en el camino… de veras me sorprende que Ambrosio tuviera referencias de ellos aunque en el fondo no se como acabaron después que yo les perdiera la pista

        señor Carrasco, me ha hecho ilusión y todo, no crea! agradecido

        • El dia 12.07.2011, carrascus dijo:

          Pues me alegro muchísimo de que le haya hecho ilusión, amigo Losmi.

          Y no se sorprenda de que el Ambrosio tuviese referencias de ellos, porque no vea usted el lote de currar y de documentarse que se dio para escribir el libro… además, a quien él no conozca de la historia del rock sevillano es que no ha existido.

          Lo que a mí me trae ahora de cabeza es de donde hostias pude tener yo esas referencias, además en 1976, en vista de lo que usted cuenta sobre la banda… no me acuerdo de ná… fíjese que siempre me ha parecido recordar que yo conocí a ese grupo y a los tres o cuatro anteriores de mi lista en el concierto de homenaje a Julio Matito… pero ahora veo que es imposible, porque ese concierto fue en el 79… así que debió ser en otro lado… puede que fuese en el homenaje a Silvio en la escuela de Arquitectura, pero aquí ocurre lo contrario, que debió ser en 1973 o principios del 74, demasiado anterior… ¿alguna idea por su parte…? ¿algún otro macroconcierto en Sevilla entre el ’74 y el ’79…?

          • El dia 13.07.2011, losmierdas dijo:

            me he querido dar tiempo pa exprimir la sesera, aprovechando los 500 kms de coche que me he chupao esta mañana (Graná)… sigo sin ponerle nombres a esta tropa… remotamente quiero acordarme que los conocí por mis primas (amigos comunes) y que por medio andaba un tal Luis Laplaza, que traigo aqui por si usted lo conoce (se movía en el ambiente musical y editorial sevillano en aquellos setenta y luego se fué a Madrid -con mi doble vinilo de John Mayall y los Bluesbreakers en directo por las islas, que le presté y hasta hoy, juajua!-)

            …desde luego centro esta historia antes del verano del 75 y no mucho antes… y me sorprendería que Profundo hubiera tocado en Sevilla y yo no me hubiera enterado, ya que entonces un servidor no se perdía una… igual en fiestas universitarias, no?

            enfin, perdón a todos por haber irrumpido con este offtopicazo y haber dejado de lado a esta extraordinaria banda (los MotorCityFive) que por si misma se merecen mucha mas vidilla que la que le hemos dado… el amigo Carrascus ha pasado página y ahora toca hablar de electrónica… luego con mas tiempo me leo el nuevo tocho

            • El dia 13.07.2011, carrascus dijo:

              Pues sí, puede que en alguna Hornacina o similar… lo que también explicaría la falta de recuerdos, ya que en aquellas fiestas uno estaba a lo que estaba…

              Y no se preocupe por lo del off-topic, ni mucho menos; de no haber sido por eso este post se hubiese comido los mocos…

          • El dia 12.07.2011, Sonu dijo:

            ……………qué curioso, acaban de subir esto en Feisbuk…de los H.H. ha habido ya algún post ó Ambrosio hace mención a ellos en algún sitio??? Porque a uno de ellos lo veía yo mucho por el Tardón en mis años mozos…

            • El dia 13.07.2011, zambombo dijo:

              Curioso que salgan en la mayoría de las fotos con 2 guitarras, y luego haya que buscarlas con lupa en la canción, si es que lleva alguna. Me recuerda a los playbacks de los 80, en los que todo eran sintetizadores, pero siempre salía un jipi haciendo como que tocaba una Fender.

            • El dia 13.07.2011, carrascus dijo:

              Pues no, querida Sonu; no están en ningún post, y el Ambrosio en su libro los mencionaba muy de pasada y cuando aún eran Los Hermanos Heras; antes de acortar su nombre a ese Los H.H. (eran tres hermanos apellidados Heras Asquerino: Carlos, Fermín y Jaime), con el que pasaron a la historia sevillana.

              (Nota post-comentario: El primer apellido no era Heras, sino Hermoso. La aclaración pertinente del error está en los comentarios posteriores…)

              El Luis en el libro suyo sí que les presta más atención (con fotos y todo), lo que es normal porque los H.H. fueron el grupo sevillano que más cantidad de discos grabó durante los años ’60.

              A mí nunca me llegaron a gustar del todo… me rechinaban mucho esas voces melódicas suyas… que sin embargo eran su marca de fábrica.

              • El dia 13.07.2011, Yinyerbeiquer dijo:

                Hermoso. No lo digo por ud, que también está bastante hermoso. Digo que los HH eran “Hermoso Asquerino”. Afirmación para la que me autoriza el haber tenido que escribir cienes y cienes de veces el nombre y apellidos de una de sus hijas (en realidad de sólo uno de los tres) esa que luego pasó a ser reportera dicharachera en no sé qué televisión.
                Saludos y uds perdonen.

                • El dia 13.07.2011, carrascus dijo:

                  Pues sí, D. Yinyer; tiene usted razón y ha sido un lapsus por mi parte. Sé que su apellido es Hermoso, pero al haber escrito justo unas palabras antes que su nombre anterior era Los Hermanos Heras, he vuelto a repetir esto como apellido.

                  Eso de llamarse Los Hermanos Heras, venía precisamente de unir sus dos apellidos reales: HERmoso ASquerino.

                  Gracias por su toque, de otra forma se hubiese mantenido el error.

                  …¿sigue la Media Mandarina buscando planazo para el sábado por la tarde…?

                  • El dia 14.07.2011, Yinyerbeiquer dijo:

                    Sigue, sigue… y esperemos que no tenga que buscarlo también para el sábado por la noche porque hoy he ido a recoger las entradas y me han dicho que sólo están disponibles en taquilla. De todos modos, el concepto “planazo” para Media Mandarina no tiene por qué casar con lo que comunmente se entiende por “planazo”. Quiero decir, a ud una exposición de fotografías sobre la visita de un presidente de la 2ª República a Cabra… ¿le parece un “planazo”?

                    • El dia 14.07.2011, carrascus dijo:

                      Mire Yinyer… para la tarde de un sábado de mediados de julio en Córdoba, es un planazo cualquier cosa que ocurra en un sitio con aire acondicionado… tampoco hay que ponerse quisquillosos, coño…

                      ¿Sabemos al menos a qué hora abren las taquillas…? para estar prontito y no tener que esperar demasiada cola…

                      • El dia 14.07.2011, David González dijo:

                        Pues sí, yo también necesito la información porque tampoco he recogido las entradas. A ver si me puedo enterar de algo. Nos vemos el sábado. Prohibido afeitarse.

                        • El dia 14.07.2011, Yinyerbeiquer dijo:

                          Según Ticketmaster, abren las puertas a las 22:00 h. El problema es que este evento no tiene la opción de retirada en taquilla y en la agencia de viajes me dicen que no les permite imprimir las entradas. Llamaron a Ticketmaster y les dijeron que debía retirarlas en taquilla. Estoy intentando hablar con Ticketmaster pero me topo con uno de esos fabulosos servicios de (des)atención al cliente. Ya le cuento…

                          • El dia 14.07.2011, David González dijo:

                            Según la página web del festival, las taquillas del teatro de la Axerquía se abren dos horas antes del concierto. http://www.guitarracordoba.com/index.php/venta-localidades.html
                            No creo que haya problemas para retirarlas con la tarjeta de compra. De todas formas mañana llamaré a los teléfonos de contacto.

                    • El dia 18.07.2011, Microalgo dijo:

                      Cómo disfruto leyendo estos posts.

                      Preguntilla, Maese Carrascus… ¿Algún libro editado por Usted en este ámbito?

                      • El dia 18.07.2011, carrascus dijo:

                        Qué va, D. Micro… para escribir un libro hay que dedicarle mucho tiempo que no tengo y muchas cosas de las que no estoy dispuesto a renunciar. Si no puedo dedicarme a ello full-time, no habrá forma; tenga en cuenta que aparte de los ratos que paso en el interné o buscando documentación y redactando todo esto, hay que currar, comer al menos dos veces al día, ver series de la tele, leer libros nuevos, ir al fútbol y al baloncesto, beber birras…

                        • El dia 18.07.2011, David González dijo:

                          Yo sigo sin saber cómo lo hace. De todo lo que menciona sólo tengo tiempo de hacer básicamente dos de ellas. Claro que también tengo una tercera de la que usted está exento: mantener a un crio de tres años. Y esto no lo hago sólo, claro.

                        (Required)
                        (Required, will not be published)

                        Si quieres poner una afoto en tu comentario, pega el enlace aquísh. Muuusho cuidao con lo que ponemoh.