Atrapado por el blues de Memphis
Si no te gustan estos colores, recarga la página; gracias.
SILLY LOVE SONG
Carrascus

Imagínate una historia como ésta: un guitarrista mundialmente famoso decide formar una banda en la que se supone que nadie va a conocerle. Mientras la está formando se enamora de la esposa de un amigo suyo, también mundialmente conocido. La esposa no deja a su marido, así que el guitarrista escribe todo un disco completo de canciones de amor para ella. El disco fracasa y la banda se disuelve. Tres de sus miembros se convierten en junkies, y uno de ellos muere. El batería se vuelve loco y mata a su madre, otro de los miembros que tocaba en las sesiones del disco se mata con su moto en el mismo cruce en el que el bajista de su banda se mata también un año después. Mientras tanto, el padrastro de nuestro guitarrista (que en realidad era su abuelastro, si es que esta palabra existe) también muere. Nuestro protagonista se mete entonces profundamente en la heroína, y resulta que pasado algún tiempo el disco que grabaron se convierte en un éxito y su canción principal se convierte en una de las canciones de rock más famosas de todos los tiempos. Finalmente también consigue a la esposa de su amigo, pero entonces cambia el caballo por la botella y terminan separándose también…

-Eh, eh, Carrascus… para el carro… nos has contado cosas extrañísimas y nos las hemos creído… aquello de los pedos, y lo de la ingravidez… joé, si hasta nos creímos lo del zombie… pero no pretenderás que nos creamos todo este rollo, ¿no…?

Pues sí; sé que es difícil de creer. Pero es que todo sucedió en realidad tal como lo cuento.

Patti Boyd, aka Patti Harrison, aka Patti Clapton… aka Layla.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “Layla”

El de 1969 fue un año que marcó un antes y un después en el rock. Fue ése el año en el que los LPs comenzaron a sobrepasar en ventas a los singles por primera vez, y las bandas comenzaron a dar conciertos en estadios abarrotados y en grandes festivales. El dinero comenzaba a afluir al rock en cantidades inimaginables. Pero fue también el año en el que muchos de los principales músicos comenzaron a desilusionarse con el circo en el que el rock se estaba convirtiendo y a resentirse de las presiones, cada vez mayores, del negocio que lo rodeaba y de las expectativas de las crecientes audiencias. Fue el año en el que Jimi Hendrix rompió su Experience para volver a disfrutar haciendo jams con la Electric Church. También fue cuando Peter Green comenzó a considerar seriamente su marcha de Fleetwood Mac a pesar de que estaban vendiendo ya más discos incluso que los Beatles. Y fue también el año en el que Eric Clapton, tras la ruptura de Cream (que contamos aquí mismo hace muy poco), comenzó a buscar una salida musical que le diese más satisfacciones que las puramente monetarias.

Esas satisfacciones no las encontraba en su nueva banda, Blind Faith, porque lo que a él le gustaba era el sonido, totalmente diferente a los inacabables solos, que escuchaba en el primer disco de The Band, algo que le atrajo de forma inmediata, y que ya fue toda una apoteosis en el segundo de los que éstos sacaron. Se hacía patente que Eric tenía que cambiar la dirección de su sonido. Y eso fue lo que hizo, volver a las raices a través de su unión al grupo de Delaney & Bonnie. Tanta fue la confianza en sí mismo que adquirió Eric Clapton que incluso se atrevió a grabar su primer disco en solitario en enero de 1970.

Con su nuevo giro musical Eric comenzó a animarse y ya hasta se le veía sonriendo mientras tocaba. Incluso se animó a asistir a fiestas y a ligotear con unas chicas y otras, sobre todo con Alice Ormsby-Gore, una de las hijas de Lord Harlech, el más importante de los ocupantes de la Cámara de los Lores británica (un inciso para señalar que otra de sus hijas, Jane, mantuvo también una relación con Mick Jagger, y fue la inmortal “Lady Jane” de la canción de los Stones), y con Paula Boyd, que era hermana de la esposa de George Harrison, Patti, a su vez, el mejor amigo de Eric.

Cuando Eric conoció a Patti Boyd se terminaron todas las demás para él; ella se convirtió en la mujer más deseada… a la vez que la más inalcanzable.

Eric y Patti se vieron durante los primeros meses de 1970 sin que George sospechase nada hasta una noche de verano en que en la fiesta que daba Robert Stigwood en su casa les viera dirigirse al jardín cogidos del brazo. Sin embargo, Patti prefirió quedarse con su marido y Eric volvió al consuelo de los brazos de su hermana Paula. Pero fue la antorcha que encendió Patti la que incendió la música de Eric Clapton.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Eric Clapton – “Lovin’ you, lovin’ me”

Amigos para siempre: un roadie con el perro, Bonnie, Delaney, Bobby Keys, Eric Clapton, Carl Radle, Jim Gordon, Jim Price, un desconocido y Bobby Whitlock.

Con el tiempo y las discusiones sobre el maldito dinero la banda de Delaney & Bonnie se fue separando de ellos para irse con Joe Cocker; excepto Bobby Whitlock, que les permaneció fiel hasta el final, en que la situación ya fue insostenible. Y se hubiese quedado comiéndose los mocos si su mentor, Steve Cropper, no le hubiese pagado un billete de avión para que se fuese a Inglaterra y se uniese a Eric Clapton, que estaba en disposición de poder levantarle el ánimo. Los dos solitos comenzaron a grabar algunas cosas, pero para sacarlas adelante vieron que tenían que formar una banda completa. Así que cuando la gira de Joe Cocker se terminó, Bobby llamó a su colega Carl Radle, que se fue también a Inglaterra con ellos, y desde allí mismo contactaron con Jim Keltner, para que se ocupase de la batería.

Ya eran un cuarteto, pero todavía ni siquiera tenían nombre cuando les invitaron a tocar en un concierto para recaudar fondos para la Defensa Legal de los que luchaban por las Libertades Civiles. Allí, en los camerinos del Lyceum londinense, Eric Clapton decía que no quería aparecer con su nombre, prefería mejor hacerlo con el de Del, que era como le llamaban varios de sus amigos, y alguno de los otros sugirió que podrían llamarse The Dynamics. Y Del & The Dynamics hubiese sido su nombre si el presentador no lo hubiese oído mal y no hubiese salido a presentarles gritando… “ladies and gentlemen… con todos ustedes… DEREK & THE DOMINOS…!!”.

Eric Clapton, Bobby Whitlock, Jim Gordon y Carl Radle.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “I looked away”

Después de algunos conciertos más en Inglaterra, la banda se trasladó a Miami, porque en los estudios de grabación Criteria estaba Tom Dowd, un impresionante ingeniero de sonido y productor que ya había estado con Ray Charles, Otis Redding, Aretha Franklin, John Coltrane y Cream, donde Eric comprobó que Tom era el rey y se convirtió en la persona del mundo del rock que más respetaba, por encima incluso de los propios músicos que conocía. Cuando Robert Stigwood le contrató para que dirigiese las sesiones de Derek & The Dominos, Tom acababa de finalizar su trabajo con el “Idlewild South” de los Allman Brothers y tenía bastante amistad con ellos, por eso no le extrañó que un día le llamase por teléfono Duanne Allman diciéndole que estaban también en Miami para un concierto y que si no le parecía mal que cuando lo terminasen se viesen y le presentara a Eric Clapton, que se moría de ganas de conocerle.

Cuando Tom le preguntó a Eric, éste le contestó: “¿Te refieres al chico ése que tocaba el solo en ‘Hey Jude’…?”, mientras él mismo sacaba de su guitarra las notas del solo como aparecían en el disco de Wilson Pickett. “Pues entonces díle que no venga… nos vamos todos al concierto…”. Y de la fiesta que todos se montaron después salió el compromiso de Duanne de unirse a las sesiones de grabación de los Dominos, que frucitificó en canciones como “Why does love got to be so sad?”, “Have you ever loved a woman?” o “Tell the truth”

Duanne Allman suma su guitarra.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “Tell the truth”

Las relaciones entre los músicos, la atmósfera del Criteria, la libertad que Tom Dowd ofrecía para que la música surgiese de forma natural, y la montaña de drogas que consumían sirvió para crear el ambiente propicio, “la matriz”, como decía Eric Clapton. Y otro factor importante a añadir era la presencia de Duanne Allman.

Éste se tuvo que ausentar durante cuatro días porque los Allman Brothers tenían que cumplir con unos conciertos ya comprometidos; mientras, el resto de los músicos seguía grabando, claro, porque el contador de horas y dólares seguía corriendo. En aquellos días completaron “Nobody knows you when you’re down and out” y anduvieron enredados con el esquema de una canción que interpretaron de cuatro o cinco formas diferentes. Esa canción era “Layla”, y después le daría su nombre al disco completo y cristalizaría como testamento del amor no correspondido.

La historia de Layla y Mashoun se originó en la Persia medieval, pero Layla no rechazó a su pretendiente, fueron sus padres los que se opusieron, haciendo de su amor un caso como el de Romeo y Julieta, así que la canción en realidad no refleja los problemas amorosos del propio Eric Clapton, pero a él le gustaba mucho este nombre y la forma en que la historia estaba contada. Como canción, Eric siempre ha dicho que no tenía ni idea de en lo que se llegaría a convertir. Comenzó siendo una cancioncilla sin nada especial para él, y solo hacia el final fue cuando el entusiasmo la convirtió en algo realmente poderoso. Y eso fue porque Duanne Allman volvió y se entusiasmó con ella. Y le dio su firma identificativa e inconfundible con la guitarra del principio… aunque en honor a la verdad ese riff era una versión a gran velocidad de un blues lento que compuso Albert King, “The years go passing by”

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Albert King – “The years go passing by”

“Layla” se construyó sobre un montón de brillantes capas de sonido, coronadas por los alaridos de la slide guitar de Duanne Allman. Dave Marshall, en la revista Rolling Stone describía la canción como “siete minutos de agonía… un blues perfecto sin recurrir a las formas del blues tradicional…”, a pesar de los guiños que le hace al “Love in vain” de Robert Johnson (sí, la que versionaron los Stones). Termina Dave diciendo que “la grandeza de la canción y su importancia en la historia del rock y en la carrera de Eric Clapton son incuestionables”. Una evaluación que es tan válida hoy como cuando se publicó hace ya cuarenta años. El propio Eric reconoce la enormidad de “Layla”:

Estoy enormemente orgulloso de esa canción. Tener la propiedad de algo así de poderoso es una cosa a la que no me acostumbraré nunca. He intentado recrear ese sentimiento una y otra vez. Pero no se puede hacer. Me he dado cuenta de que es inútil. Simplemente está ahí, y ahí se ha quedado.

Después de completar todas las canciones del disco, Derek & The Dominos se volvieron a Inglaterra a realizar una gira mientras Tom Dowd se quedaba en Miami haciendo las mezclas. Y ya las tenía todas hechas cuando la vuelta de los músicos le dio un gran dolor de cabeza: traían consigo la idea de unos acordes de piano que querían meter al final de “Layla”… no se sabe muy bien de donde los sacaron; se dice que se los habían oído a Jim Gordon mientras grababa su propio disco en solitario en otro de los estudios de Criteria y se lo pidieron… se dice que los había compuesto Rita Coolidge, que estaba muchas veces por los estudios… se dice también que los compuso el saxofonista Jim Horn… pero lo más seguro es que surgiese tal como le contó Bonnie Bramlett a Tom en el funeral del manager de los Allman Brothers algún tiempo después… “Oye, tío, estamos orgullosísimos. Hemos oído ‘Layla’ y quien nos iba a decir que esa parte de piano del final iba a llegar ahí saliendo de aquellas jams que nos montábamos todos juntos sentados por allí después de los conciertos de Delaney & Bonnie…”. Tampoco se sabe muy bien cómo Tom logró encajar de forma tan perfecta ese piano en la parte final de la mezcla ya realizada, en la que no figuraba ningún piano, sin contar con los sofisticados equipos ni los ordenadores que hay en la actualidad.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “Keep on growing”

El disco se editó en diciembre de 1970 y a pesar de su brillantez la gente apenas lo compró. Puede que no fuesen buenos tiempos para las baladas, puede que el deseo de anonimato de Eric llevase a la gente a la indiferencia por un disco del que no conocían a los autores… la portada del disco no tenía letras ningunas originalmente, por lo que los compradores pasarían sobre él en las estanterías sin pararse mucho a mirarlo. Y a pesar de que la compañía discográfica distribuyó un montón de chapitas en las que se leía “Derek is Eric”, la mayoría de la gente no reconocía a Eric Clapton como el Derek del disco.

Y así continuaron las cosas durante los siguientes dos años, e incluso el disco doble en directo grabado en el Fillmore que la banda editó a principios de 1973 se vendió mucho mejor que el de “Layla”. En realidad no fue hasta que su canción estrella se editó como single en el ’72 que no comenzó a conocerse bien y a dar los primeros pasos para llegar a ser esa canción favorita de todos a través de los tiempos que es hoy.

Derek & The Dominos dieron su último concierto el 6 de diciembre de 1972, y después se separaron. La culpa la tuvieron principalmente las drogas. La banda era una unión de personalidades bastante diferentes que nunca dejaban de meterse coca y heroína, y que si permanecían juntos era por el pegamento que significaba el regimén de grabación que les imponía Tom Dowd y por el entusiasmo por ver terminado el disco que estaban haciendo. Pero una vez que lo acabaron y se fueron de gira las drogas, en vez de unirlos, sirvieron para aislarlos a unos de otros. Y el que en peor estado se encontraba era Jim Gordon: a través de sus ojos no asomaba ni un atisbo de alma, la heroína le había convertido en un ser surrealista; fue entonces cuando comenzó a oir voces en el interior de su cabeza…

Jim, Carl, Bobby, Eric y otro perro.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “Bell bottom blues”

El principio del fin llegó cuando Jim, al que se le iba todo el dinero con el caballo y siempre necesitaba más y más, comenzó a quejarse porque gran parte del que generaba la banda iba a parar a manos de Eric y Bobby Whitlock (autores de la mayoría de las canciones) a pesar de que él, Jim, era el coautor de “Layla”. El grupo fue destruido por lo mismo que les hizo grandes: el dolor. Derek & The Dominos era en realidad el lugar que a todos ellos les servía de escondite de sus propias realidades, y eso era algo que lógicamente no podía durar para siempre. A Eric Clapton la personalidad de Derek le servía para ocultar el hecho de que estaba intentando robarle la esposa a otro. Esa fue una de las razones, así el podía escribir una canción para ella e incluso darle otro nombre a Patti Boyd; por eso surgieron Derek y Layla. Y después, cuando se casaron, muchos de sus problemas matrimoniales venían del hecho de que a menudo no podían enfrentarse a las personas reales que eran. Mientras Eric era Derek le ocultaba el anonimato, pero los Dominos se separaron demasiado pronto y Eric tuvo muchas dificultades para enfrentarse al hecho de que él volvía a ser él de nuevo.

Y además la tragedia comenzó a cebarse en todos ellos y en los amigos mas cercanos a la banda; el 29 de octubre del ’71 Duanne Allman estrelló su Harley contra la parte de atrás de un camión en Georgia. La gran cantidad de heridas internas que se produjo le llevaron a la muerte en el hospital poco después. En noviembre del ’72 el bajista de los Allman Brothers, Berry Oakley, estrelló su moto contra un autobús en aquel mismo cruce. También murió.

Duanne y Berry.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


The Allman Brothers Band – “In memory of Elizabeth Reed”

Carl Radle se volvió a unir a Eric en 1974 y permaneció con él hasta 1979. En realidad Carl fue siempre el líder de facto de los Dominos, él era el “hermano mayor”, el que sabía aconsejar a todos, con el que todos estaban en deuda; era el filósofo que guiaba las vidas de los demás, el que siempre tenía respuesta para todo… pero que no tuvo respuesta para el telegrama que le envió Eric despidiéndole a él y a los demás músicos americanos de su banda. Aquello amargó profundamente a Carl, y a pesar de que siempre había ayudado a Eric a sobrellevar sus problemas con la heroína ahora sucumbió a los suyos propios. Murió en 1980 de una infección de riñón causada aparentemente por sus problemas con las drogas, pero nunca se aclararon exactamente las circunstancias de su fallecimiento. Carl permaneció muerto durante cuatro días hasta que descubrieron su cuerpo, y cuando la noticia se hizo pública, Kay, la chica que puedes ver con la cabeza descansando sobre su mano en una de las fotos interiores del disco de “Layla”, también se pegó un tiro en la cabeza.

Jim Gordon tuvo una carrera musical ilustre durante los años ’70 tocando con John Lennon, Traffic, Frank Zappa, los Beach Boys… pero sus problemas con las drogas continuaron hasta que su salud mental fue ya irrecuperable. En 1979 aceptó un trabajo para acompañar a Paul Anka en unos conciertos en Las Vegas; pero la primera noche, apenas unos acordes después de empezar la primera canción, abandonó el escenario incapaz de seguir tocando. Las voces que oía de nuevo en su cabeza le sumergieron en la paranoia y la esquizofrenia. A las 11 y media de la noche del día 3 de junio de 1983 Jim condujo hasta el piso que tenía su madre al norte de Hollywood y llamó a su puerta. Cuando la señora la abrió Jim le golpeó la cabeza con un martillo y después le clavó un cuchillo en el pecho. Desde entonces permaneció en el manicomio de Atascadero, tranquilamente sedado hasta que unos diez años después vio por la tele del salón comunitario a Eric Clapton recogiendo el Grammy a la mejor canción del año por la versión unplugged que había hecho de “Layla”. Aquello hizo saltar algún resorte en la cabeza de Jim Gordon y se convirtió de pronto en una fiera que destrozó todos los muebles e incluso atacó a una enfermera… cuando después encontraron en su habitación una lista de nombres a los que tenía sentenciados a muerte, que incluía a su mujer y su hija, a su contable, a Robert Stigwood, a Bobby Whitlock y a Eric Clapton, las autoridades pensaron que había que tenerlo mejor vigilado y lo trasladaron a un penal de California.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Eric Clapton “Layla” (unplugged)

Las aventuras y tribulaciones de Eric tras su etapa con Derek & The Dominos han estado siempre bien documentadas, las conocéis de sobra. Las muertes de Duanne Allman y de Jack Clapp, el hombre que le crió y que Eric siempre pensó que era su padrastro cuando en realidad era el padrastro de su madre (Eric Clapton creció en la creencia de que su madre, Patricia, era en realidad su hermana, ya que le tuvo a él con un hombre casado que después volvió con su mujer), el fracaso de “Layla” y el rechazo de Patti Boyd, siempre han sido citados como las causas de su retiro en Hurtwood Edge y su adicción a la heroína. Pero quizás sea más cierto que para él la heroína fuese la llave que le permitía salir de su jaula, la excusa para poder sobrevivir cuando estaba obligado a hacer un disco y una gira cada año o morirse en el intento… Eric y Patti por fin se casaron en 1979, pero para entonces Eric había cambiado la heroína por el alcohol, lo cual fue incluso peor para él y para los que le rodeaban, Patti incluída. Ella le abandonó en 1985 y se divorciaron tres años después.

Bobby Withlock grabó cuatro discos en solitario hasta 1976 y abandonó su carrera hasta 1999 en que volvió con “It’s about time”. El también tenía sus propios problemas que nunca ha querido desvelar. Cuando en abril de ese año le invitaron al programa de Jools Holland tocó tres canciones acompañado por un guitarrista que al principio no reconoció. Allí en la esquina, esperando para tocar, estaba Eric Clapton. Bobby y él no se habían vuelto a ver desde la disolución de Derek & The Dominos, pero cuando se vieron de nuevo en aquel escenario se reverdecieron sus antiguos vínculos. Eric le dijo: “Tío, ¿qué pasa…? aquí estamos todavía…”. Y Bobby respondió: “Sí… así es… aquí estamos todavía…”.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Derek & The Dominos – “Little wing”

Jimi Hendrix nunca escuchó esta versión de su canción, porque murió solo diez días después de que la grabasen.

Categorías: Like a Rolling Stone -

27 Comments

  • El dia 04.04.2011, carrascus dijo:

    Wooooowwww!! Tenemos un nuevo hito en el blog. Y éste es de los de gala.

    No me había dado cuenta hasta que he entrado hace un momento para subir este nuevo post, que terminé de escribir el sábado por la tarde. Pero por lo que podéis ver en esta captura que os hago de la página de administrador del blog, hemos llegado esta noche al comentario número 10.000… !!!

    5586799084_3df89c38cb_o.jpg

    Me llena de orgullo y satisfacción, jejeje… deciros que el que hayáis encontrado tiempo y mantenido interés como para hacer diez mil (que se dice pronto) comentarios a estas cosas que escribo es algo que no os puedo describir. Muchísimas, pero que muchísimas, gracias a todos.

    Como véis también, el comentario del número redondo lo ha hecho nuestra amiga Lali, siendo el del nuevo amigo Balbino el 10.001… hasta ahora siempre que alguno de vosotros escribía el comentario que marcaba uno de los números miles anteriores le dejaba que eligiese un tema para un post… pero teniendo en cuenta que todavía tengo pendiente el post sobre el blues sevillano (joé… es que es muy largo y difícil y no logro poner de acuerdo a los protagonistas para charlar con ellos… la mayoría curran hasta tarde, y yo me levanto muy temprano…), me da un poco de vergüenza decirle a Lali que elija ella uno ahora… pero bueno, niña, si te apetece algo, ya sabes que no tienes más que pedirlo…

    Os repito las gracias a todos, y me gustaría llenaros de besos y abrazos a todas y todos respectívamente.

    Amigos míos…

    • El dia 06.04.2011, David González dijo:

      Enhorabuena Carrascus. Si tantas personas se atreven a dejar un comentario imagina cuántas se asoman timidamente por aquí. El otro día me llego una recomendación de un amigote señalándome un blog con muy buena pinta en el que hablaban de cita en sevilla y de un montón de artículos interesantes. jeje
      Adelante y que sean 10.000 más

      • El dia 07.04.2011, carrascus dijo:

        Pues muchas gracias, amigo David… espero que usted siga por aquí mientras el cuerpo aguante: el suyo y el mío, claro…

        Respecto a si me hago una idea de la cantidad de gente que pasa por aquí… en realidad no tengo que hacérmela, me lo dice el sistema. Y sin contar las visitas que me hagio yo mismo, o el amigo Ambrosio, las demás suman 325.805 hasta ahora mismo… claro que muchas de ellas entran y cuando ven que no hay actualización se vuelven a salir, por eso la página más visitada es la de cabecera. Espero que su amigote no sea de los que se paran ahí y siga profundizando.

        Venga… a ver si nos vemos mañana noche. Y si no, a ver si le llamo un día de éstos, que ya apetecen las cervecitas al salir del curro.

    • El dia 04.04.2011, Rafa, de uno de los dos dijo:

      Ya me gustaría a mí haber sido el turista 999.999, jeje
      La verdad es que leyendo la entrada se le quita a uno la mitomanía de un plumazo, porque… ¡vaya unas vidas de sufrimiento! absolutamente para no envidiar, por mucho que hayan sido quienes han construido parte de lo que viene a ser el rock y las influencias al respecto. Claro que eso debe de ser así.
      También da la sensación de que mientras estos tíos se dedicaban a trasladar sus vidas y sufrimientos a canciones, su público o sus seguidores, estaban ajenos a todo, simplemente se lo contaban un tanto, en espera de que les compren su discos o vayan a sus conciertos
      y que tal vez tuvieran vidas tan elevadas como ellos mismos.
      En fin, rock is rock.
      ¡grandioso post!
      Enhorabuena

      • El dia 04.04.2011, Rafa, de uno de los dos dijo:

        ¡Ah lo olvidaba!
        gratos recuerdos con el tema de los Allman, lo que en su día fue mi disco favorito, el de at Filmore East

        • El dia 05.04.2011, carrascus dijo:

          Pues muchas gracias, amigo Rafa. Una lectora que solía pasar por aquí decía que más valía a veces no enterarse de la vida de los demás, y quedarse solamente en su música. Pero yo creo que es importante saber también que hay detrás de esa música que nos dejaron, porque tanto la personalidad del músico, como el contexto en el que se desarrollaba, por fuerza tuvieron que marcarla.

          El disco en directo en el Fillmore de los Allman brothers es una de las joyas del rock de siempre. También lo tengo muy escuchado. La canción que he puesto en el post, no es de allí, es del “Idlewild South” que les produjo Tom, el mismo que produjo también “Layla”.

          • El dia 05.04.2011, zambombo dijo:

            Impresionante historia, llena de droga y sufrimiento, como tantas y tantas veces ocurre en el rock. Decían Europe, desde su paraíso fiscal residencia de las Bahamas en los 90, “no se puede componer en el paraíso”, y qué verdad es.

            Yo creo que esta faceta oscura y desmitificadora es, en el fondo, fundamental para comprender y asimilar mejor muchas de las canciones y las figuras artísticas que llevan con nosotros desde siempre.

            Otro detalle que me llama la atención (quizá ya como escritor de canciones), es ese hecho de que un tema en principio insignificante adquiera tanta relevancia y presencia paulatinamente hasta para el propio autor. Esas cosas pasan, y es una sensación extraña, como si la canción se rebelase y cobrara vida propia.

            • El dia 06.04.2011, EuLaliA dijo:

              Oye que bien, mi comentario ha sido el numero 10.000. Ya es la tercera o cuarta vez que soy yo la que hace un numero redondo de mil. Antes podia ser normal, pero aghora que tengo menos tiempo y comento mucho menos me da mucha alegria que siga la racha.

              La verdad es que no se que pedir. Ya sabes que las cosas que escribes de los Beatles me gustan mucho, porque siempre encuentras algun tema sobre ellos que no esta muy trillado cuando no es totalmente desconocido. Si encuentras algo mas asi, pues vale, y si no, me unire a Ambrosio y a Lu para pedirte mas cosas de los Rolling Stones. Lo que qquieras de las dos cosas.

              • El dia 06.04.2011, Microalgo dijo:

                Noragüena, Maese Carrascus. Los comentaristas, muchos y (la mayor parte de ellos) muy informados. Pero los posts, impresionantes.

                Un abrazo.

                • El dia 06.04.2011, Ilde dijo:

                  Enhorabuena por, no sólo el número de comentarios, sino por lo que realmente significan.

                  Fantástico post y tremendas canciones las que lo acompañan.

                  Acabo de añadir “Live at the Fillmore” a mi spotify. Esto es un gustazo!

                  Salud.

                  • El dia 06.04.2011, carrascus dijo:

                    Muchas gracias, D. Micro, Ilde. Espero contarles entre los comentaristas durante los próximos miles más.

                    Y Lali, vuelves por tus fueros. En realidad me alegra que seas tú, que no sé si serás la seguidora más antigua que tengo, pero desde luego que eres la más peristente y una de las más colaboradoras. Dame unos días para decidirme entre Beatles y Stones, que ahora mismo tengo en cartera cuatro o cinco posts que estoy cociendo prácticamente a la vez. Un beso muy grande, niña.

                    Y sí, Zambombo, esas cosas pasan… y fíjese usted que con el tiempo, aparte de gran trascendencia, adquieren un significado que no era el que tenían, como es el caso de nuestra “Layla”.

                    Oigan… ¿donde nos vamos a ver el viernes por la noche…? Si ya había tres sitios a los que me apetecía ir, hoy mismo Jose Casas me anuncia que ellos estarán también de fiesta esa noche en “Calle 32” con algunas bandas más invitadas, entre ellas Helio. Y encima es gratis…

                    5596118624_7c9a958cab_o.jpg

                    • El dia 06.04.2011, David González dijo:

                      Ir dejando vuestras intenciones por aquí. Yo de momento no puedo prometer nada.

                      • El dia 07.04.2011, carrascus dijo:

                        Vamos a recapitular sobre todo lo que se nos ofrece esta noche del viernes 8, a ver si coincidimos algunos por ahí:

                        1) Lo de la fiesta de La Pistola de Papá que os anuncio aquí arriba, con el añadido de Helio, La Máquina F y Astronautas. Es en el local “Calle 32” y gratis.

                        2) Las Buenas Noches, en el Teatro Alameda, a 5 euros.

                        3) Wave Pictures, en la sala “Fanatic”, a 10 euros.

                        4) The Sea and Cake, con Marina Gallardo teloneándoles, en el teatro Central, a 15 euros.

                        5) Trisfe, con McEnroe y Soledad Vélez, en la sala “Malandar”, a 10 euros.

                        Yo creo que lo que haré será ir al Teatro Central, y cuando aquello se termine pasarme un rato a echar un par de cervezas por la fiesta de Jose Casas y La Pistola de Papá, que supongo que todavía andarán por allí.

                        • El dia 07.04.2011, zambombo dijo:

                          Yo finalmente me pasaré por Malandar. Aunque las demás ofertas también son interesantes, tengo curiosidad por ver a McEnroe, y también a Trisfe por primera vez tras la edición de su disco.

                          • El dia 07.04.2011, carrascus dijo:

                            Zambombo… ¿y una birrita después en la “Calle 32″…? creo que usted sí conoce el sitio, no?

                            • El dia 08.04.2011, zambombo dijo:

                              Jeje… Sí que lo conozco, y es buen sitio para una tocata entre amigos. Lo que pasa es que estoy sopesando cambiar el viernes por el sábado e irme al Teatro Central a ver a Christina Rosenvinge, que viene con banda.

                            • El dia 08.04.2011, carrascus dijo:

                              Sí, sabía lo de Christina Rosenvingen; pero a ese concierto ni me he podido plantear la asistencia porque tenemos que hacer unas modificaciones en mi clínica de ésas que solo podemos realizar cuando no hay pacientes en tratamiento de diálisis, así que hay que hacerlas a partir de las diez de la noche, por lo que la mayor parte del sábado por la noche la pasaré en el curro. Que se diviertan ustedes mucho.

                            • El dia 08.04.2011, David González dijo:

                              Y creo que he bebido más…de 40 cervezas hoy. Decía así la canción, no?. Lo siento Carrascus, no aguantaría un nuevo asalto. Pasarlo bien.

                            • El dia 09.04.2011, zambombo dijo:

                              Al final me pasé por del de Trisfe, una noche estupenda. A ver si tengo tiempo y hago la crónica para mi blog, que lo tengo paraete.

                  • El dia 06.04.2011, carrascus dijo:

                    ¿Echan ustedes de vez en cuando un vistazo a nuestra encuesta…? La gente sigue participando, y los que van pasando por este blog a través de buscadores o de alguna otra forma van dejando su voto. Ya hemos pasado de los 100. Y aunque está claro que los vencedores son Triana, está resultando interesante el debate sobre quienes ocupan el segundo lugar, si la saga de Veneno/Pata Negra o la saga Silviesca…

                    Y Dogo sigue con una aceptación mayor que la de Smash, cosa que me alegra especialmente. Los demás andan ya muy retrasados, y hay menciones para muchas de las bandas que a todos nos han gustado a través de los tiempos, junto a otras que nos han gustado menos… y lo que ya os conté de Joana, jejeje…

                    Lo que me sigue resultando extraño son los pobres resultados de Imán y Storm… será que por aquí cada vez pasan menos padretones setenteros 😉

                    Gracias a todos los participantes por el interés que estáis poniendo. Y si alguno queréis hacer trampa, recordad que se puede votar dos veces desde el mismo ordenador cambiando de navegador de internet, jejeje…

                    • El dia 09.04.2011, Del Califato... dijo:

                      En el caso de Imán mi opinión es que los sevillanos no lo identifican como un grupo de Sevilla. De Sevilla eran Marcos y Manolito, pero no Imán. El grupo de Sevilla de aquella hornada era Triana, Cádiz tenía a CAI, Córboba a Medina Azahara… e Imán que neca como sexteto y luego como trío en Madrid, y se conforma como cuarteto por primera vez en Rota, se configuró con su estructura definitiva en Jerez donde vivieron antes de irse a El Puerto y lo que es más importante, la ciudad de Jerez los adoptó como grupo propio y allí han sido sus reapariciones. Creo que emocionalmente son más de Jerez que de Sevilla, aunque en Sevilla desde luego tuvieron y tienen sus seguidores.

                      • El dia 10.04.2011, carrascus dijo:

                        ¿Usted cree, amigo Del Califato…? Yo sí creo que la gente considera a Imán un grupo de Sevilla, aunque eso no quiera decir que Jerez no sea una ciudad fundamental para ellos. Tenga en cuenta que Imán surgió a través de la figura de Manolito (y de Marcos también), de las cenizas calientes aún de Goma, y de las ya enfriadas de Chicle, Caramelo y Pipa… pero bueno, tampoco nos vamos a poner a discutir porque esas cosas nos dividen más que nos unen. Me parece que si la gente no los vota más debe ser por algún otro motivo, sobre todo porque los hayan oído menos o les gusten menos que otros grupos.

                    • El dia 06.04.2011, David González dijo:

                      Derek & The Dominoes siempre ha sido el proyecto de Eric Clapton que más me ha gustado. El disco que mencionas y el directo en el Fillmore me parecen impresionantes. Layla es un pedazo de canción y está muy trillada pero yo me quedo con Bell Bottom Blues. Y en directo con la versión de Let It Rain, que aunque es de sus disco en solitario, aquí se sale. Sin embargo no me gusta nada la versión del Little Wing. Hendrix tuvo al menos la suerte de no escucharla.
                      Saludos.

                      • El dia 07.04.2011, Paco dijo:

                        Espectacular, Carrascus. Despliegue impresionante. Letras y música.
                        Curioso triángulo formaban. Está claro que es en esas situaciones en las que se puede hacer un tema como el Layla.
                        Por cierto, buenos recuerdos los de Cita en Sevilla. Soy de Huerva…
                        Ah, conozco a Jose Casas y me gusta su estilo kinksiano (qué palabreja má salío).
                        ¿Polígono Pagusa, dónde está eso? A ver si puedo…
                        Mañana terminaré de leer el post.
                        Saludos. (Vengo de casa de Lu)

                        • El dia 07.04.2011, carrascus dijo:

                          Muchas gracias, Paco, y bienvenido a tu nueva casa. Ya te conocía de referencias del blog de Lu, creo que incluso alguna vez hemos intercambiado comentarios por allí.

                          Yo también estuve casi tres años viviendo en Huelva por cuestiones laborales, de enero del 96 a septiembre del 98, y dejé bastantes amigos por allí del mundo de la música y los bares nocturnos, jejeje…

                          El Polígono Pagusa está entre el Multicentro de “Los Arcos” y el Polígono de San Pablo, en la avenida que a un lado tiene el Barrio C de San Pablo, y al otro un par de polígnos industriales; y uno de ellos es este Pagusa.

                          • El dia 09.04.2011, Balbino Ruiz dijo:

                            Resulta que soy el último en llegar y me distinguen ustedes con el honor de ser el comentarista número 10.001… ¡qué vergüenza y qué sonrojo!

                            Aún abrumado por ese precioso número capicúa, debo felicitar de nuevo al señor Carrascus por su excelente informe sobre Layla y el resto del surtido de love songs. Conocía la canción, quién no, pero el LP completo no lo descubrí hasta hace apenas un par de años. Me enganchó su primera canción, I looked away, y desde entonces siento fascinación por el disco completo y todas esas historias truculentas que lo rodean y que tan bien ha explicado usted.

                            El descubrimiento de este disco me impulso a escribir un blog sobre rocanrol. Llevo algo más de un año y soy un simple aprendiz de bloguero, lo que me queda aún más claro después de leer a Carrascus.

                            • El dia 10.04.2011, carrascus dijo:

                              Hombre, Balbino, no se desmerezca usted tanto, que su blog también está muy bien, que ya he bicheado por él. En su post sobre la invasión de los peludos sobre España he podido observar que le gusta a usted también mucho el fútbol… como a mí. Por eso le invito a que se pase por este antiguo post, que seguro que va a gustarle.

                              (Required)
                              (Required, will not be published)

                              Si quieres poner una afoto en tu comentario, pega el enlace aquísh. Muuusho cuidao con lo que ponemoh.