Atrapado por el blues de Memphis
Si no te gustan estos colores, recarga la página; gracias.
ÚNICA
Carrascus

Cuando últimamente lo habitual es despertarnos con la noticia de una nueva muerte relacionada con el mundo del rock, es especialmente alegre hacerlo con la contraria, la de una vuelta a la vida. Y aunque no se trate de una persona, sin embargo la alegría no es menor porque de nuevo va a ver la luz una obra musical que permanecía enterrada en las estanterías de algunas tiendas de vinilo de segunda mano desde hace casi cuatro décadas.

Cuando un disco se edita en formato de CD, esto significa que la gente lo copia, lo pasa a mp3, y su disponibilidad en la red hace que esté al alcance de miles de personas que, al disfrutarlo, le insuflan vida… y gloria. Y eso es lo que va a tener desde dentro de muy poco tiempo el disco “I’m the one”, porque por fin su autora, ANNETTE PEACOCK, ha conseguido hacerse con sus derechos, y su primera reedición en CD está en marcha.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“I’m the one”

Una de las cosas que siempre me decís que más os gusta de lo que se cuenta en el Blogin’ es que sitúa los hechos en el contexto donde se desarrollaron; y por eso, para comenzar nuestra historia vamos a retroceder con Annette hasta los años ’60. En aquel tiempo todo el mundo que destacaba era personal, singular, individual… Hendrix, Dylan, Joplin, Sly Stone… si uno era de su tiempo, tenía que encontrar su propia voz para ser totalmente honesto con la esencia de lo que uno era. No ser original, o estar directamente influenciado, no era una elección para nadie que quisiese destacar.

Y no lo fue para Annette Peacock. Una mujer, y una cantante, que se movía en los círculos de vanguardia del free-jazz, y que para 1.972, el año en que editó “I’m the one”, ya había experimentado con Timothy Leary, se había hecho íntima de Albert Ayler, había colaborado con Salvador Dalí, y había trabajado regularmente con el bajista Gary Peacock y el pianista Paul Bley, además de haberse casado con los dos… con uno después del otro, claro… Y además no solo había persuadido a Robert Moog de formar parte de su acompañamiento con uno de los prototipos del sintetizador que inventó, sino que ella misma fue la primera persona en utilizar un Moog en un escenario, usándolo tanto como teclado, como para manipular su elegante y suntuosa voz.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Seven days”

En 1.969 tenía formada una banda con su marido, llamada Bley-Peacock Synthesizer Show, con la que grabó un disco de interesante nombre, traducido, “Venganza: Cuanto más grande es el amor, más grande es el odio”, que ya incluía una primera versión de la canción “I’m the one”, una de las primeras que Annette compuso con una progresión de cambio de acordes y pulso continuo, pero su sello discográfico, Polydor, enterró las cintas en algún cajón después de la edición del disco, y ahí deben seguir aún.

Así que cuando Bob Ringe se puso a buscar nuevas adquisiciones que revitalizasen el sello RCA, y fichó entre otros a David Bowie y a Lou Reed, también se fijó en ella y le ofreció un contrato para firmar “un disco de rock”; una ocasión que Annette aprovechó para regrabar “I’m the one”, y ponerla como apertura y título de su siguiente LP.

Han pasado desde entonces treinta y siete años, y la oscura e íntima canción permanece como un visionario pedazo del primerizo funk electrónico que tan buenas baladas nos dio. Y durante todo ese número de años también ha permanecido prácticamente desconocido, a pesar de haber sido una clara influencia en el despertar del “Ziggy Stardust” de Bowie, entre otras cosas.

Entre los músicos que grabaron con ella este disco aún estaban los que formaban el núcleo de la banda que grabó el “Venganza”; el guitarra Tom Cosgrove, el bajista Stu Woods, el bajista Rick Marotta y el pianista Mike Garson; pero Annette estaba embrujada por el Moog… ella era, como Delia Derbyshire, de las que pensaban que la electrónica era el camino hacia el futuro. Cuando Annette fue a New York por vez primera, a finales de los ’50, todo el mundo interpetaba música exuberante, y la tocaban todos a la vez, pero ella quería hacer las cosas de otro modo… ir más despacio. Ella escribía baladas que los músicos no tenían ni idea de cómo había que tocar; y eso le dio la oportunidad de hacer las cosas de forma aún más tranquila de lo que quería, porque tenía que estructurar un sonido que todavía no existía.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Pony”

Y de ahí surgieron todas estas canciones que están salpicando el post, las que seguían en el disco a “I’m the one”, que como el original que compusiese antes, comenzaba con una breve jam de todo el grupo, antes de convertirse en un ritmo balanceante que da pie al ascenso de un seductor grito tratado con el Moog. Era algo embriagador, freaky… inaccesible. Después venía “Seven days”, que era la simplicidad hecha canción; tensa y enferma de amor, como el “Nothing compares 2 U”. Y luego seguía “Pony”, una muestra de la forma habitual de cantar de Annette, contrapunteada por ráfagas del Moog. Y las meditaciones calmadas y apasionadas, por turnos, ofrecidas de forma muy jazzy en “Blood”. Y la versión radicalmente lánguida del “Love me tender” de Elvis, uno de los espejos en que Annette se miraba cuando aprendía el oficio y quería ser cruda y real, y además comparten la fecha de cumpleaños… la canción la grabaron de un tirón, en una sola toma.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Love me tender”

La reacción de la RCA, que parecía estar esperando un disco grabado por otra Janis Joplin, fue de rechazo. En cuanto Bob Ringe escuchó la introducción de “I’m the one” su cabreo fue considerable… “qué coño es esto…?”.

“Esto” era una declaración de cómo hay que honrar la propia esencia e historia de una persona que no puede comprometer su ser, que no puede dejar de ser quien realmente es. Pero la RCA no la apoyó; en un movimiento autodestructivo se desentendió del disco. Editó algunas copias, probablemente con el pensamiento puesto en que la venta de ellas podría resarcirle aunque fuese solamente de los gastos de la grabación, pero no respaldó la promoción, ni la gira de conciertos prevista para dar a conocer el disco.

A Annette no pareció importarle demasiado. Al menos no la hundió. Ella no pensaba en sí misma como intérprete, sino como compositora; y pensaba que la auto-promoción no es una cosa digna. Para ella lo importante era la libertad. Y quería dejar atrás esto y centrarse en su próximo proyecto.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Blood”

Y así lo hizo. Pero seis años le llevó sacarlo adelante. David Bowie le insistió a su manager, Tony Defries, en que la uniera a su entorno. Eso fue en 1.973. Y un año después, en el primer disco de Mick Ronson, “Slaughter on 10th Avenue”, aparecía una versión del “I’m the one” y por todos lados se extendían unos arreglos similares a los que ella había hecho con el “Love me tender”. Bowie, después, le pidió prestado a Mike Garson para que tocase su jazzistico piano en el “Aladdin Sane”, y nunca se lo devolvió. A medida que Bowie ascendía, Annette seguía su cuesta abajo hasta que en 1.978 consiguió sacar por fin su sublime “X dreams”. Desde entonces siguieron seis discos más que han ido variando sutilmente su forma de entender las baladas. Las escasas ventas han sido compensadas con los royalties de sus canciones; por ejemplo “Pony” fue incluída en aquel disco recopilatorio de favoritos que editaron Morcheeba, el “Back to mine”, y han hecho versiones de esta canción gente como Al Kooper, Pat Metheny, Dr. John, Taj Mahal…

El disco “I’m the one” se cerraba con la misma pieza con que lo hace nuestro post: “Did you hear me, mommy?”. Comienza con Apache, la hija de cinco años de Annette, improvisando con su pianito, antes de que se le una su mami.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


“Did you hear me, mommy?”

Perseguir la libertad a cualquier costa tiene estos peligros, que una nunca consiga editar algo que tenga una aceptación unánime. Seguramente incluso ocurrirá lo mismo y tampoco la tendrá entre los eclécticos lectores de este blog… no es así?

Categorías: Like a Rolling Stone -

21 Comments

  • El dia 26.10.2009, Maese Rancio dijo:

    Glorioso sonido de vinilo… Tendré que escucharlo más veces para dar una opinión.
    No sabía que había muerto Eartha Kitt (por cierto, me encanta su nombre) y mucho menos que tuviera un acento español tan bueno.
    Tampoco sabía lo de Kelly Groucutt de la ELO.

    Me adelanto a Eulalia sobre las fotos ;-). El actor Christian Bale (El creyente, El caballero oscuro entre otras) es clavaito a Annette.

    • El dia 26.10.2009, Sonu dijo:

      En 1979 compré un vinilo suyo, “The Perfect Release”, en Nuestro Padre El Corte Inglés por 200 pesetas, había oido hablar de ella en La Voz del Guadalquivir,me parecía muy original, una voz especial,lo guardo como una joya.

      • El dia 26.10.2009, Sonu dijo:

        Por cierto, en ese Lp hay un tema, “Survival”, que una no sabe si está oyendo a Anette Peacock ó a Úrsula Rucker………..

        • El dia 27.10.2009, EuLaliA dijo:

          Se me han saltado las lagrimas varias veces escuchando el radioblogin, y cuando ya he llegado a Antonio Vega me he tenido que sonar y todo……. como sabes tocarnos la fibra……..

          Este año ha sido particularmente malo en fallecimientos, Carrascus, porque nunca habias necesitado dos parrafos para meterlos a todos. Con unas lineas encima del radioblogin ya lo tenias. Este año, arriba y abajo, y largos. Pero como dices tu, es ley de vida y todos los años van a ser asi o incluso ir a peor. Nuestros heroes se hacen viejos.

          Sobre el post, Annette Peacock no solo tenia elegante la voz, lo era toda ella. No la conocia, pero me ha encantado que nos la presentes. Y yo soy de las que si la aceptan, y creo que ya somos tres 😉

          Qe tengas buen viaje y disfrutes de Barcelona.

          • El dia 28.10.2009, losmierdas dijo:

            en primer lugar un nuevo reconocimiento de mis enormes lagunas musicales, puestas de manifiesto cada vez que el amigo Carrascus (al que deseo un feliz y provechoso viaje) afila las yemas de sus dedos para dejarnos aquí uno de sus tochos… en cualquier caso, una ocasión de tirar de los numerosos hilos que pone a nuestra disposición para ampliar conocimientos acerca de estas maravillosas perlas desconocidas y escondidas en lo mas recóndito de la historia de la música popular… Annette Peacock, hasta ahora para mí un nombre aislado de su contexto y sin ninguna referencia musical se está descubriendo como una artista con una obra de bastante interés, merecedora por si misma de atención, aparte de sus convulsos episodios vitales… obra que me estoy aplicando en conocer… una vez mas, gracias por el apunte, Carrascus…

            …en otro orden de cosas y dado que en el foro en el que colaboro vengo manteniendo un hilo titulado “Músicos en cementerios” http://muzikalia.com/foro_leermensajes.php?ref_foro=8&ref_mensaje=8903&numero=461&paginaanterior=24 en el que vamos recogiendo aquellos que van pasando a mejor vida, me he permitido linkearte y a su vez, reproducir el texto adjunto al Radiobloguin, en el que creo que completas un listado en el que seguramente existían algunas carencias

            saludos!

            • El dia 28.10.2009, Diciembre dijo:

              Me ha gustado saber de ésta chica aunque reconozco no me dice demasiado. De cualquier modo no es la primera vez que tras escuchar con más detenimiento otras de tus propuestas que nada tienen que ver con mis preferencias, algunas han llegado a hacerme tilín.
              Lo que resulta verdaderamente impagable para una ignorante musical como yo, es el entrar aquí y salir siempre con un poco más de cultura musical, de la buena. De ésa que quizás por ser menos comercial, no se encuentra facilmente.

              Y mi más sincera enhorabuena! por el radioblogin’, Carrascus, es una maravilla (aunque se echa de menos a Mary Travers)
              Bonitas palabras de cariño, respeto y recuerdo las que dedicas a todos ésos amigos que tantas emociones nos dejan. Para las que tenemos cierta edad muchos de ellos nos traen gratos recuerdos de nuestra infancia y adolescencia, ya sabes, esa ‘banda sonora’ de nuestras vidas…, aiss que me he puesto nostálgica.

              Pues eso, que gracias y un abrazo!!

              • El dia 28.10.2009, zambombo dijo:

                No conocía a esta mujer, aunque me sonaba el nombre. Una vez más me quedo sorprendido de lo que me queda por descubrir. En Spotify hay un disco suyo del 2000. “An Acrobat’s Heart”. Me lo escucho entero, ya hablamos.

                • El dia 28.10.2009, Lula Fortune dijo:

                  Te faltan Willie De Ville y Mari Trini en los obituaios.
                  :)

                  • El dia 29.10.2009, EulaliA dijo:

                    Y Luis Aguile :) :)

                  • El dia 28.10.2009, carrascus dijo:

                    Hola a todos. Solo un momentito en este ordenador antes de irnos a la cena. Cuando esté en Sevilla hablaremos más y mejor.

                    Lula… Willie no falta en el obituario, precisamente él encabeza la primera pantalla del Radioblogin’. En Mari Trini sí que no había pensado, ves? es que no es de las cantantes que tuviese en mente a la hora de confeccionarlo. Pero vaya desde aquí también un recuerdo para ella.

                    Lo que sí ha sido imperdonable es que se me olvidasen Mary Travers (la de Peter, Paul & Mary), que ya nos ha recordado Diciembre, y Jim Carroll; de los que me acordé ya camino de Barcelona. En cuanto tenga un poco de tiempo retoco el radioblogin’ y subo unas canciones de los dos.

                    Lo que también he hecho hoy es quitar la disponibilidad de las canciones de Annette Peacock del post para que pudieseis bajarlas. Y eso ha sido debido a algo que nunca me había ocurrido, y es que he recibido un correo electrónico de los representantes de ella agradeciendome el post, y agradeciendome también “que no pusiese las canciones disponibles para bajarlas”; así que antes de que se den cuenta de que sí se podían bajar, he quitado esa opción, jejeje…

                    Bueno, que me voy con los cabrones éstos que tengo de compañeros… see you!

                    • El dia 28.10.2009, losmierdas dijo:

                      lo que hoy te ha ocurrido con los “representantes” de Annette Peacock está siendo habitual en estos días por lo que pude leer anoche en un blog de descargas, en el que se disponía del I´m The One… parece que la artista está rematando el proceso de reedición comercial del disco y no desean “interferencias” en la operación… no se si a estas alturas de la película, esa es la estrategia mas adecuada para vender discos de una artista absolutamente desconocida… ellos sabrán

                      • El dia 29.10.2009, carrascus dijo:

                        Pues ya estamos de nuevo en Sevilla. El viaje no ha estado mal y ha sido fructífero, aunque no tanto como debería… gracias a todos.

                        Los “representantes” de Annette, como los entrecomilla Losmi, deben estar vigilando que nadie en la red adelante las canciones del disco que se va a reeditar ahora. Y parece que lo hacen con ahinco, jejeje… os copio y pego el mail que me enviaron a la dirección del blogin:

                        Hi,

                        Annette Peacock has asked me to thank you for your support,
                        and to express her appreciation of your consideration to NOT make
                        the posted tracks from “I’m The One” downloadable.

                        I’d be happy to tell you the release date and send you links to where
                        it can be bought when I have them.

                        Best regards.

                        Como véis, con el rollo de darme las gracias de parte de Annette (jejeje…) al final salen con que ya me dirán la fecha de edición del disco, y donde puedo comprarlo cuando se edite…

                        Sonu nos ha introducido un nombre nuevo: Ursula Rucker. Y aunque yo no le veo tantos paralelismos con Anette como nos dice ella, sí que es una mujer digna de que rastreéis un poquito su obra. Aunque lo suyo es más “spoken word” que música convencional.

                        Venga… me doy un paseíto por los blogs del entorno, que los echo de menos…

                        • El dia 29.10.2009, losmierdas dijo:

                          …bueno, ya que has vuelto y te lo puedo decir a la cara, amigo carrascus, no te perdono que te hayas olvidado de John Martyn, grrrr!!!! (uno de los músicos con los que mas disfruté en los años de la pérdida de mi virginidad)

                          …y de paso, otro tirón de orejas por olvidarte de Jim Dickinson, que aparte de otros méritos, fué corresponsable (desgraciadamente minusvalorado) de una de las mejores bandas sonoras que recuerdo… Paris, Texas

                          …ya estás tardando en incluir a ambos en el radioblogin!

                          • El dia 29.10.2009, Lula Fortune dijo:

                            Me refería a lo que has escrito, no al radioblogin :)

                            • El dia 29.10.2009, carrascus dijo:

                              Has llegado tarde, amigo Losmi… al menos con John Martyn, al que ya he incluído en la lista post-radioblogin. Además de a seis más en el propio radioblogin’. Me rondaba la cabeza alguien que estaba seguro de que me olvidaba y era importante… pero no caía en quien hasta que se hizo la luz… Mitch Mitchell.

                              Y tras él, en la aburrida noche del hotel catalán, mientras intentaba conciliar el sueño, fueron cayendo en cadena los demás olvidos: Ron Asheton, Lux Interior, John Martyn, Dickie Peterson… en el que no he caído ha sido en Jim Dickinson. Mañana incluiré un recuerdo para él, que ahora me llama la sra. Carrascus para cenar.

                              Y Lula… te copio y pego una cosita del texto del radioblogin’: Muchos están con sus nombres y sabes quienes son con solo leerlos. Pero hay otros que quedan ocultos tras el nombre de la banda a la que pertenecían. De los que hablo en el texto son solo de los que no aparecen en el radioblogin’ por su nombre, sino por el de la banda en la que tocaban. Por eso no nombraba a Willie, ni a Michael Jackson tampoco, por ejemplo; ni a Viola Wills, ni a Odetta… ¿lo pillas ahora, o tienes que pasar de profe a alumna para aprender a leer…? 😉

                              • El dia 29.10.2009, losmierdas dijo:

                                me has reconfortado… quizás para un servidor, la pérdida de John Martyn haya sido la mas sentida del año en curso… no me cabe duda de que estás al día de su vida y de su obra (ni me extrañaria que en los fondos de tu blog apareciera una extensa referencia como las que acostumbras a escribir)… no obstante, me permito dejarte aquí un tocho (yo también soy de tochos, juajua!) que dejé escrito hace unos años acerca del músico británico… http://muzikalia.com/foro_leermensajes.php?ref_foro=1&ref_mensaje=6940

                                saludos y bienvenido a casa!

                                • El dia 30.10.2009, dama dijo:

                                  Seré una ignorante musical, pero es la primera vez que oigo hablar de esta mujer. La canción que más me transmite es “seven days”.
                                  Gracias, y lo dicho, perdonen ustedes mi desconocimiento.

                                  • El dia 30.10.2009, carrascus dijo:

                                    No se preocupe, querida Dama; es imposible saberlo todo. Y usted mantiene una mente muy abierta para los nuevos conocimientos musicales.

                                    Oiga, Losmi, he leído su “tocho” y he aprendido mucho de John y de los viejos hippies… jejeje…

                                    Hay una cosa que me ha extrañado; y es cuando habla usted de los conciertos de John Martyn, e incluso establece un paralelismo con los de Silvio… y no cita usted nada del concierto que John dio en Sevilla. No sé si es que por aquella época no supo usted nada de él, o lo ha obviado a propósito.

                                    • El dia 30.10.2009, losmierdas dijo:

                                      amigo carrascus, me he tenido que leer el tocho entero para poner en pié ese paralelismo de John Martyn y Silvio que usted cita y a un servidor se le escapa (la edad arrasa una memoria siempre diluída)…

                                      hágame por favor memoria… ni puta idea que John Martyn haya tocado jamás en Sevilla y quisiera ponerme en situación, juajua!

                                      • El dia 30.10.2009, losmierdas dijo:

                                        …a todo esto, sintonía de un viernes tarde como cualquiere otro (paposo de cerveza), Annette Peacock blueseando en “One Way” de su primordial “I´m The One” (así, con dos ovarios)

                                        • El dia 30.10.2009, Lula Fortune dijo:

                                          Lo que yo te diga: eres un encanto cuando quieres.

                                          (Required)
                                          (Required, will not be published)

                                          Si quieres poner una afoto en tu comentario, pega el enlace aquísh. Muuusho cuidao con lo que ponemoh.