Atrapado por el blues de Memphis
Si no te gustan estos colores, recarga la página; gracias.
RETORNO A LA DÉCADA MALIGNA
Carrascus

Se llevan de nuevo los años ’80. Sería para echarse a temblar si no fuese porque los revivalistas están haciendo algo más interesante que limitarse a revivir un pasado que apenas vivieron, por no decir que no vivieron en absoluto. Gente como LCD Soundsystem, Black Strobe o Interpol han vuelto a aquellos tiempos de los teclados pop, el techno underground y las chupas de cuero como si fuese tanto un vergonzoso pasado que habría que ocultar como un mapa de un futuro utópico. Vamos, lo que quiero decir es que este grupo de “pirados” está intentando reconstruir una luminosa nueva modernidad sin dejarse convencer por ese viejo tópico que dice que cualquier tiempo pasado fue mejor.

Y hoy le vamos a dedicar el post a uno de esos tipos. No es ninguna novedad, porque desde hace ocho años viene editando música bajo diversos nombres como Audion o Jabberjaw, y desde que empezó, con sonidos orientados a las pistas de baile, se ha estado apartando cada vez más del puto techno (quería escribir “puro”, pero me ha debido traicionar el subconsciente), para llenar su música de melancolía suburbana. También estuvo en el último FIB, así que si alguien le vió que ponga unas líneas en los comentarios. Su nombre es MATTHEW DEAR.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Elementary lover

(…o como añadirle unas guitarras rítmicas africanas a los Talking Heads)

Y ahora acaba de editar un nuevo disco, “Asa Breed”, que no me voy a parar a describiros porque es indescriptible, mejor escuchais los cortes que acompañan al texto. No os voy a aburrir diciendo que suena como una mezcla de Arthur Russell y Derrick May, ni que tiene una profundidad literaria digna de Sam Shepard (el de “Paris, Texas”, no el de “Black Hawk”)… ufff… muchas referencias a los ’80, ¿no? No os digo entonces que también tiene los tintes minimalistas de Steve Reich, ¿vale?

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Don and Cherry

(…o como sonaría un enjambre de abejas mecánicas entre flores de neón)

Como ya os dije antes, Matthew sabe que el tiempo pasado no fue mejor, pero como buen revivalista, está intentando recrearlo como si lo fuese. Como si los ’80 hubiesen sido perfectos.

Desde luego, tiene una ventaja que no tenían los que vivieron aquella época. Y es la tecnología. Cualquier sonido que te puedas imaginar está ahora solo a un “click” de distancia, así que a la hora de crear rítmos ¿por qué limitarte a ti mismo a las anticuadas baterías, o a las cajas de rítmo?.

Llamar a este disco “electrónico”, o peor aún, “synth-pop”, sería hacerle un flaco favor, pero contiene trazas de las dos cosas; sin embargo también incluye folk, música africana (para que luego digan que la música de baile es repetitiva y formularia), y unos toques technos de ingeniería de precisión de aquellos que establecieron la reputación de Matthew como DJ de los más selectos clubs. Y como buen yonkie de la música que es (¿a quien me recuerda…?), y que creció escuchando a New Order, Depeche Mode y Brian Eno, se las ha apañado para buscar la forma de convertir esos origenes suyos en algo único. La prensa inglesa le compara a Beck, y en realidad no les falta razón esta vez porque si éste hubiese usado de base el house en lugar del hip-hop, sus discos sonarían como “Asa Breed”… ¡Matthew Dear es el Beck del electropop!

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Midnights lovers

(…o como asociar una guitarra de blues al silbato de una máquina de vapor)

Pero canta bastante mejor que él. Y no solo eso, sino que Matthew también toca la mayoría de los muchos instrumentos y kits musicales que suenen en este disco, así puede meter las dosis necesarias de cada uno de ellos para conseguir esta mezcla de frialdad y vulnerabilidad que en nada envidia a las mezclas de máquinas y voces, de música electrónica y orgánica que hicieron del anteriormente mencionado Arthur Russell una figura tan decisiva del sonido de los ´80.

Los estilos no mueren con sus tiempos. Es decir, porque los ’80 quedasen muy lejos, y las cajas de rítmo y los sintetizadores estén desfasados, no hay por qué dejar de aproximarse al techno clásico usando instrumentos modernos. Pues eso es lo que hace Matthew. Pero no es que esté intentando hacer música retro, sino intentando metamorfosear las canciones y los rítmos que a él le gustaban, en algo nuevo y moderno…

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Deserter

(…o como sonaría el Nu-Trance si pudiésemos teñirlo de colores)

…me estoy metiendo en un jardín del que me va a ser difícil salir. Si ya lo decía el Ambrosio en nuestra declaración de intenciones: “Me temo que no servimos para hacer reseñas de novedades o para andar descubriendo o recomendando artistas”.

Pero hay veces que no puedo resistirme a compartir con vosotros algo que me gusta, aunque esté tan alejado de mis raices que me cuesta Dios y ayuda plasmar en letras lo que quiero decir… ¡maldita relación de amor/odio con aquellos años!

A lo mejor es que esto del techno, después de todo… recuerdo una noche en que el Ambrosio y yo asistimos a un concierto de grupos technos sevillanos… sobre todo a ver como se desenvolvían estos jóvenes que ya nos habían dejado tan atrás en el tiempo… cuando terminó aquello me dijo mi colega: “Quillo, vámono pa l’Alameda a escuchá música de verdá…”

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.


Vine to vine

(…o como sonaría Johnny Cash si existiese el Techno-Country)

Categorías: Changing of the guards -

21 Comments

  • El dia 06.08.2007, EuLaliA dijo:

    Jooo Carrascus, con la parte final del post das otra vuelta de tuerca a eso de reirte de ti mismo. Enhorabuena tio.

    Increible Katie Melua cantando por los Cure.

    • El dia 06.08.2007, Yinyerbeiquer dijo:

      Mande…?

      (… o cómo sonaría un Yinyerbeiquer a pedales si recibiese inputs de abstrusa sinestesia)

      • El dia 06.08.2007, carrascus dijo:

        …ezoquehloqueéééé…???

        • El dia 07.08.2007, JL Ambrosio dijo:

          Para evitar meterse en jardines como ese, Carrascus, lo mejón es escribir poquito, ya me ves aquí al lado. Un párrafito, las canciones y fuera. ¿Nos pasamos al haiku?. No, mejor no me respondas…

          Respecto a Melua y The Cure, a mí la que me gusta es esta. Cariño que le tengo a aquel mini “Javanese Whispers”, con el que se quitaron el muermo gótico de encima.

          • El dia 07.08.2007, Microalgo dijo:

            Mar de mona, Katie Melua. Océano de mona.

            Y bueno, hermanos bloguininthewinderos… los ochenta no fueron tan tan malignos. Vale que si la música disco y esas cosas, pero hombre, de todo hubo.

            Es lo mismo que si alguien dice que el inicio del veintiúno fue una caca porque sonaba el reggetón. Que sí que ES una caca, vale, pero luego va uno y jusha a la Keller Keren Ann y te quedas asín como un poco trazpuezto y dices “mira, vale la pena”.

            Mi sintaxis es hoy completamente estival. Me voy a lavar matraces que han contenido nitrato de mercurio, a ver si me termino de volver como el sombrerero de Alicia en el País de las Maravillas y así, por lo menos, tengo excusa.

            Ciao.

            • El dia 07.08.2007, Del Califato hasta la médula dijo:

              A mí este post me trae otra reflexión, y es ¿qué está pasando con la música actual para que vuelvan grupos de épocas, que gusten más o menos, hay que reconocerles al menos el apellido de creativas? ¿Qué pasa con la música de hoy, cuál es, Operación Triunfo? Yo ni lo sé, igual me he quedado en el jazz y la fusión pero os juro que hago por enterarme de lo de ahora y no encuentro nada, y bien que me enteré de la década de los 80 aunque no era mi estilo. Yo creo que hay un cierto vacío creativo, no sé que opináis, y ese vacío lo ocupan con propuestas actualizadas grupos de los 80 y todavía más resurgen los de los 70 (a mi juicio de más calidad). También en el ámbito internacional. Están en activo Pink Floyd, Camel, Supertramp… En españa ha vuelto hasta Barón Rojo. En el sur renace el rock sinfónico andaluz (y ahí está la propuesta que más me atrae y sobre la que no me voy a hacer más pesado), Max Suñe sigue en activo… Sin duda porque son muy buenos, pero a lo mejor, como los gases, cuando hay un vacío lo ocupan los gases de al lado.

              • El dia 07.08.2007, carrascus dijo:

                Yo en realidad no creo que el resurgimiento de antiguos grupos y cantantes sea debido a razones musicales, ni a que la música actual sea de menos calidad, ni a que se hayan hecho ya todas las buenas canciones… nada de eso. Todos los tiempos tuvieron su música buena y su música mala como bien dice D. Micro. Estoy menos de acuerdo con Califato respecto a lo de que ahora exista un vacío creativo. Hay muchísimos buenos grupos haciendo música muy buena…

                Mi teoría es que las razones por las que vuelven tantos grupos antiguos son sociales y demográficas… Siempre ha habido grupos que iban y volvían, pero con el paso de los años su número se hace mayor, por eso es normal que cada vez haya más grupos que vuelven. A eso hay que unir varias razones sociales, como por ejemplo la nostalgia, el recuerdo de tiempos personales mejores. También el hecho de que a medida que uno se va haciendo mayor tiene su vida más resuelta, incluso ya está prejubilado, y se puede dedicar de nuevo a lo que realmente le gusta… hay muchas razones subjetivas.

                El de la música es como otro trabajo. El que lo hace va ascendiendo, se va abriendo otros caminos, va diversificando sus faenas… se va cansando, se va aburriendo… empieza a recordar con agrado aquellos tiempos en que era joven y las cosas que hacía. Ya incluso puede que tenga la hipoteca terminada de pagar, sus hijos son mayores y se alimentan solos… puede que incluso se haya aburrido de su mujer, de su vida cotidiana… las crisis de los 50… el pensamiento de que “ahora estoy mejor que nunca” y “yo soy más listo y sé más que cualquiera de esos niñatos”…

                Esto pasa en todos los órdenes de la vida. Hay gente que se compra un deportivo para ligar, otros que con la prejubilación se montan su pequeño negocio de comics o de artículos de caza, que es realmente lo que les gusta, otros se van todas las noches de bares, otros se dedican a leer todo lo que no han tenido tiempo antes… y otros reforman su antiguo grupo. Y además ahora, con las nuevas tecnologías lo tienen mucho más fácil, ya ni siquiera dependen de tener que pagar estudios de grabación. Y cuando salen de gira (de nuevo la demografía) hay miles y miles de gentes que fueron jóvenes a la vez que ellos y quieren recordar aquellos tiempos sin plantearse demasiado si la música que hacen está o no desfasada… y multitud de promotores para esos conciertos, ya sean inversores que saben que toda esta gente tiene el poder adquisitivo suficiente para reenvolsarle su inversión junto a una buena ganancia, o concejales de pequeñas y grandes ciudades (españolas o foráneas) que forman parte de ese mismo colectivo de gente nostálgica que mata con el mismo tiro a tres buenos pájaros: asiste gratis y con tratamiento VIP al concierto de alguna de sus queridas estrellas de juventud, da vidilla cultural a la ciudad y justifica el presupuesto, y pilla algunos votos para las próximas elecciones.

                Por cierto, Califato… que el post de Imán sigue cogiendo forma, eh… pero entre la inminencia de las vacaciones y que ya tenía prácticamente terminados algunos otros, aún está en la cola… pero está.

                • El dia 07.08.2007, Del Califato hasta la médula dijo:

                  La verdad Carrascus es que tus argumentos son válidos y reconozco que esa perspectiva casi sociológica, en la que no me había detenido, me parece interesante. pero dices que ahora hay creatividad musical. Puede ser, pero yo no la conozco. No me refiero a gente fantástica que hace hoy muy buena música, pero no es música específica de esta generación, sino música ya de todos los tiempos (Pat Metheny, Keith Jarret, Chick Corea, el mismo Chano Dominguez), los del jazz, y los del flamenco, y los del pop… Pero grupos generacionales que representen a la juventud, como hicieron los de los 70 o los 80, que representen el estilo de este tiempo… ¿Los hay? Seguramente sí, pero no los conozco. Quizás lo que dejo patente es ignorancia, que no me muevo en los circuitos por donde circula esa música. Agradecería cualquier recomendación al respecto.

                  Ah ¡¡¡ Y muchas gracias por haber recogido la idea del post de Imán. Parece que tienen proyectos no solo de revivals, y si observas las respuestas en el foro de la web imanoide (Más de 3000 intervenciones en menos de dos años) parece que este grupo es algo más (como el Barca más que un club). Además del tercer disco de inéditos, te recomiendo acudir a algunos de sus conciertos de este verano (11, 17 de agosto, y 1 de septiembre). Te sorprenderá la frescura de ideas… te puede ayudar al post y a refrescar tu memoria histórica. Gracias por este blog y tu respetuosa sensibilidad a todas las opiniones. Aquí se puede hablar. Un abrazo.

                  • El dia 07.08.2007, JL Ambrosio dijo:

                    Los dos comentarios de DelCalifatoHLM y la respuesta de José Miguel hubieran dado para un post magnífico, aunque si el destino ha querido que el tema salga aquí, así sea.

                    Y me entusiasma la idea porque toca muy de lleno a la principal motivación que teníamos cuando pusimos en marcha el blog, la de demostrar que se puede hablar de música sin caer en las posiciones “ex-cátedra”. Todos los gustos son igual de válidos, por mucho que nos atraganten. Si alguna vez caemos en tareas evangelizadoras, bienvenidas sean las collejas por vuestra parte.

                    Así que nos disculpaís si no nos metemos en recomendaciones: lo mejor es curiosear todo lo nuevo que va saliendo…y soltar prejuicios. Un buen sitio, ya citado anteriormente en nuestro blog, para ir valorando cositas nuevas, es Metacritic. Y aùn así, lo mejor es no fiarse nunca de las valoraciones ajenas…a saber en qué estarían pensando todos los que han dado la máxima puntación a The Field.

                    Respecto a la otra cuestión, comparto al 100% lo que ha dicho Carrascus. Nada de vacío creativo (en todo caso, hay más oferta de lo que uno puede buenamente abarcar). Desde los años 60, los motivos para los revivals son siempre los mismos: en un extremo, el marketing demográfico. Y en el otro, como ya se dijo a cuenta de Os Mutantes, el hecho de que para muchos de estos grupos su resurección es una especie de compensación por todos los malos rollos (malos equipos de sonidos, honorarios mínimos, mánagers sin escrúpulos, público poco entregado, drogas chungas…) que tuvieron que pasar la primera vez.

                    Y lo mejor de todo es que entre toda la paja, de cuando en cuando aflora buen grano como el de Imán.

                    • El dia 07.08.2007, carrascus dijo:

                      Hombre, Califato, la desventaja que tienen los grupos actuales con respecto a los que vuelven ahora es la perspectiva del tiempo. Pero hoy claro que hay grupos que representan a la juventud actual y grupos generacionales que representan a la juventud de este tiempo… pero es que tú mismo lo dices: “que representen a la juventud de este tiempo”… nosotros ya tenemos otros intereses muy distintos y por eso estamos desconectados, cosa que no ocurría en los 70 ni en los 80.

                      Verás… no me voy a poner pesado citando nombres, solo un par de pinceladas. Cuando salieron los Pixies, o los grupos punkies, o incluso U2, ninguno de ellos tenía el seguimiento y la representatividad que pueden tener hoy los Arctic Monkeys, que además son una banda que se ha currado su éxito con armas actuales y contra normas de distribución establecidas… en fin, que son la vida misma… de aquí a 20 años tendrán un status similar a los citados antes, y una hipotética vuelta (si es que se van) llenará sus conciertos de chavales que ahora tienen menos de 20 años.

                      Y la segunda pincelada te pilla más cerca, aquí mismo, en la tierra de los Imán. Aunque nos duela reconocerlo, Sevilla nunca ha tenido una escena local que fuese realmente representativa a algún nivel más alto que ese, el nivel local. Claro que ha habido luceros descollantes (algunos muy sobrevalorados, por cierto), e incluso puedo estar de acuerdo en que casi se produjo este ascenso de nivel con el rock andaluz. Sin embargo es hoy mismo cuando se está produciendo eso que no había ocurrido nunca. Aunque tú y yo no lo estemos viviendo en primer plano. Y me refiero a la escuela sevillana de hip hop. Lo que nunca antes había logrado ningún movimiento de aquí lo están logrando los raperos sevillanos (y malagueños), a los que no puede hacerles sombra apenas nadie del resto del país a ningún nivel, ni de calidad, ni de seguimiento, ni de reconocimiento, ni de contratos discográficos…

                      Pero claro, nosotros estamos a otra cosa (eso que dicen que es ley de vida) y los seguidores de ellos pasan tres kilos de Imán… es que es lo normal. Cuando dentro de 30 años mi hijo le esté contando al suyo que una vez coincidió con el Tote King en la fila de la comisaría para sacarse el DNI, el otro estará sonriéndose de la antigualla que le está contando el padre y se pondrá el iPod o el cacharro musical que se lleve entonces para escuchar a The Next Big Thing del 2.037…. y, por supuesto, no coincidirán en los mismos conciertos.

                      • El dia 07.08.2007, Del Califato hasta la médula dijo:

                        Los Artie Monkeys, sí, leí en El País que fueron la estrella de un festival de este verano, creo que de Benicassim pero no estoy seguro, lo del hip-hop sevillano lo desconocía, pero me encantaría conocer a todos los grupos de ahora que sean de auténtica categoría, y acepto vuestras recomendaciones, pues como en todas las épocas seguro que se podrán contar con los dedos de una mano. Aunque es cierto que con la edad perdemos la perspectiva y los circuitos donde se conocen estas bandas, amí me gustaría conocer algo, y lo intentaré. Mi utopía es un cierto eclecticismo musical donde lo más valioso fuese quedando de forma atemporal. Y también es bueno que la juventud descubra joyas como Imán. En Bornos, las primeras filas la formaba gente de poco más de 20 años, me sorprendió agradablemente. Gracias por vuestros comentarios y espero cuantas sugerencias de nueva música de calidad podáis hacerme.

                        • El dia 07.08.2007, Yinyerbeiquer dijo:

                          ¡ole!

                          • El dia 07.08.2007, Yinyerbeiquer dijo:

                            …esto… el ole debía aparecer detrás del último comentario de Carrascus.
                            Siempre en el lugar inadecuado en el momento inoportuno…

                            • El dia 08.08.2007, Microalgo dijo:

                              Y bueno.

                              a) Si alguien me hace el favor de corregirme el nombre de la cantante israleita en mi comentario de ayer, se lo agradezco. Que me ha dado por llamar a la muzasha Keller en lugar de Keren (que es su nombre). Ma dao y ma dao.

                              b) Cuando cambio de un comentario a la página principal de este blog (o viceversa), el casharro se queda colgao unos instantes (no muchos, nada para los que estamos acostumbrados a guerrear con Bitácoras) y luego me aparece una pantallita que me dice que si el escript está haciendo que el flash vaya más despacio de lo que debe (es un dialecto del bajo Mekong, para mí), y que si quiero anular el script. Le digo que sí y luego todo va bien otra vez, hasta que vuelvo a cambiar.

                              No, no es demasiado molesto, pero lo mismo Yinyerbeiquer quiere enunciar una ley que defina las incompatibilidades del script con el flash de las gónadas (sería la Segunda Ley de Yinyerbeiquer).

                              y c), a colación del comentario lateral surgido al inicio de “a”: Bitácoras, como saben, me ha acabado (al fin) de hinflar el escroto. Si alguno de Ustedes me ayuda con la configuración del nuevo blog (ya tengo tres posibles direcciones reservadas en blogspot), estoy dispuesto a ir hasta Sevilla, si fuere menester, o pasarles las contraseñas (desde un lugar menos público) por si pudieran echarme un cable con la configuración de la cosa. Es decir: help, I need somebody. Estaría agradecido y pagaría las cañas hasta el fin de esta década.

                              • El dia 08.08.2007, carrascus dijo:

                                Pues con el apartado c) no creo que haya problemas, D. Micro. Ambrosio, que se encarga de la parte técnica de este blog, y que ya en su momento se ofreció a ayudarle, seguro que en cuanto lea esto se pone en contacto con usted para echarle los cables que precise sin necesidad de que se tenga que desplazar aquí.

                                ¿Sabe usted que desde que anunció que dejaba Bitácoras su blog no ha vuelto a fallar ni una vez y se mete en los comentarios un segundo después de hacer click…? Creo que debió anunciarlo mucho antes…

                                Lo que me lleva a su comentario sobre ese pequeño problema con nuestro blog. Los scripts a los que se refiere son los radioblogins del rincón del Ambrosio, y eso le ocurre porque no debe usted tener actualizado el Flash Player. Escriba usted esas dos palabras en el Google y podrá descargárselo e instalarlo desde el primer enlace que le sale. Fíjese si no, que cuando usted le dice que anule el script se le queda sin salir alguno de los radioblogins de D. Ambrosio, y no es plan perderse su música…

                                Bueno, pues nada… suerte con su nueva andadura. Si al final me decido a ir dentro de unos días a Cádiz a ver a Imán ya le doy un toque…

                                • El dia 09.08.2007, Burdon dijo:

                                  Hombre, pues no está mal el tal Matthew Dear este, si se tiene que hacer revival al menos que lo hagan bien como lo hace este buen mozo. Sobre si está bien que existan estos revivals o no, yo no me meto. Hay espacio para todas las músicas y revivals no? Cada loco con su tema.

                                  • El dia 09.08.2007, carrascus dijo:

                                    D. Micro, puede que ni aún descargando e instalando la última versión del Flash Player se le solucione eso de ejecutar lentamente y anular el script. En realidad el problema es que el Explorer de Microsoft es bastante churro y es muy lento para abrir todos los radioblogins que pone Ambrosio. Las soluciones serían que este pusiese solo uno o dos radioblogins o que usted y el resto de los lectores que estén en el mismo caso se pasasen al Mozilla Firefox, que es un navegador mucho mejor y con el que no hay ningún tipo de problemas… Sinceramente, de las dos soluciones yo creo que esta segunda es la buena.

                                    Y sobre los revivals, amigo Burdon, no se trata en realidad de estar de acuerdo o no, eso sería una discusión estéril… simplemente son inevitables.

                                    • El dia 19.08.2007, Vidal dijo:

                                      mmm… bueno, no me he leído todos los comentarios (que son como un apéndice de la Biblia: cómo os enrrolláis, niños), pero or lo que he picado creo que debería recordarles que en el techno actual también hay cosas buenas (y, señor Ambrosio, le juro que yo comparto esas valoraciones del disco de The Field). También que la regurgitación de tiempos pasados es una constante en la música, y que además los recuerdos son una cosa muy personal y subjetiva. ¿Un ejemplo? A mí, el señorito Dear (cuyo disco también les recomiendo) me recuerda -más que nada- a Talking Heads, que no es algo muy representativo de los ochenta. Eso sí, yo en los ochenta me dedicaba mucho a otras cosas (no como Carrascus, que se la empapó enterita en plan “todas las novedades”), así que lo mismo mi juicio carece de perspectiva…

                                      • El dia 19.08.2007, carrascus dijo:

                                        …¿Y quien dice que en el techno actual no haya cosas buenas…? Si precisamente esa es la tesis del post, no? Al menos eso es lo que pensé que reflejaba ya el primer párrafo. Y excepto para Califato (que… bueno… es un imanoide militante con todo lo que eso implica), para los demás parece estar claro que ahora, de vacío creativo nada de nada… igual que la reconstrucción personal de tiempos pasados, que siempre ha existido y existirá…

                                        Estamos de acuerdo en lo de los Talking Heads, D. Vidal… digo en lo del sonido de Dear (véase el pie de la primera canción del post)… en lo que ya discrepo un poco es en que no sean representativos de los ’80… pero como usted dice, es cuestión de recuerdos y opiniones personales.

                                        Bienvenido de nuevo, por cierto… le echábamos de menos.

                                        • El dia 20.08.2007, Vidal dijo:

                                          ¿Ve lo que le digo? Para mí, los ochenta fueron la época de The Cure, Depeche Mode y de los siniestrismos variados. Los Talking Heads, pues están más cerca de cosas de los setenta, como el tito Eno, o Roxy Music…

                                          De todos modos, Carrascus, a mí me gustaría que me explicaras por qué la crítica musical ha tachado durante muchos años a los 80 como una década nefasta. Hay muchas cosas que vienen de ahí y que son muy buenas. ¿Ejemplos? Cocteau Twins, Nick Cave, the Young Gods, Joy Division, Felt, Spacemen 3, The Go-Betweens, Sonic Youth, Dinosaur Jr., Pixies, Einstürzende Neubauten, The Jesus And Mary Chain, Beastie Boys, Run DMC, Public Enemy… y esto sólo a bote pronto, ¿eh?.

                                          • El dia 20.08.2007, carrascus dijo:

                                            Pues hombre… aunque todas las décadas tienen sus detractores sí que es cierto que la crítica parece cebarse mucho más con ésta de los años 80.

                                            En realidad no sé la causa, puede que los que lo hagan sean ya los críticos más establecidos en los medios y que tengan una edad como la mía o incluso algo superior y vivieran en primera persona las dos décadas anteriores. Entonces, echarían de menos la creatividad y el espíritu libertario que encontraban en los 60 o los destellos y la furia iconoclasta de los 70… pero bueno, los que crecieran en los 80 como fue tu caso, o los que se movieron en el mundo de la música más en profundidad entonces, como fue el mío, supongo que siempre estaremos en desacuerdo. Claro que hubo mucha basura… y sobre todo las modas, los medios y el mainstream parecían empeñados en hacerla flotar por encima de lo realmente bueno…

                                            Para usted y para mí, supongo, los 80 marcaron el despertar de la verdadera era moderna, y fue la que trajo una generación de músicos mucho más desinhibidos que todos los precedentes. Supongo que sería prolijo ponerse a enumerar factores que ayudaban, no? las manos férreas de Reagan o Margaret Thatcher, que aquí en España ya se podía ser gay o llevar cresta sin que te apedreasen, que el consumismo empezaba a galopar… ya sabe, cosas contra las que luchar y cosas que celebrar, un estupendo caldo de cultivo para la creatividad.

                                            Por eso la década vuelve a estar ahora de moda, porque ya van quedando menos (puede que incluso ninguno) de los que pensaban que era herético decir que los 80 fue una buena década, y los músicos de ahora se dan cuenta de lo libres que eran los de entonces, y que la música que hicieron todavía hoy puede resonar muy bien… y están a ello.

                                            Una década que no tuvo límites, D. Vidal… por eso a lo mejor desagradó tanto a algunos.

                                            (Required)
                                            (Required, will not be published)

                                            Si quieres poner una afoto en tu comentario, pega el enlace aquísh. Muuusho cuidao con lo que ponemoh.